La Mesa del Parlament ha aprobado este viernes que la cámara se querelle contra el juez del Tribunal Supremo (TS) Pablo Llarena por presunta prevaricación al negarse a dejar acudir al pleno de investidura al candidato de JxCat a presidir la Generalitat, Jordi Sànchez.

Fuentes parlamentarias han explicado que la decisión se ha tomado con los votos a favor de JxCat y ERC, que tienen mayoría en el órgano rector de la Cámara, y a propuesta del presidente de la institución, Roger Torrent.

Las mismas fuentes han explicado que los letrados del Parlament han expresado sus dudas de que la Cámara pueda iniciar una acción judicial así y consideran que debería ser Sànchez a título personal o su grupo parlamentario quienes asumieran una iniciativa así.

La querella se presentará contra Llarena y contra los otros magistrados de la Sala Penal del Supremo, han detallado otras fuentes parlamentarias.

RECHAZO A LA INICIATIVA

Aparte de JxCat y de ERC, en la Mesa están representados los grupos de Cs y del PSC, que han mostrado su rechazo a que el Parlament presente una querella de este tipo.

Fuentes de Cs han considerado que la Cámara podría incurrir en una ilegalidad destinando recursos públicos a defender “el interés de un particular”, en alusión a Jordi Sànchez.

Además, señalan que se abre el precedente de que cualquier diputado con causas pendientes con la justicia pueda solicitar al Parlament que sea la Cámara quien asuma sus acciones judiciales.

DUDAS DE LOS LETRADOS

En las reuniones de la Mesa participan el letrado mayor del Parlament, Antoni Bayona, y el secretario general de la Cámara, Xavier Muro, que han avisado de que no son “expertos” en esta materia y que no son los adecuados para materializar una querella así.

Pese a esta advertencia, el presidente de la Cámara, Roger Torrent, ha insistido en que sean ellos los que lleven a cabo la querella por presunta prevaricación.

PROPUESTA DE LOS COMUNS

Los comuns –que asisten a la Mesa con voz pero sin voto, como CUP y PP– han planteado consultar a “penalistas externos” la idoneidad de presentar esta querella, pero la propuesta ha sido rechazada.

Además, los comuns (CatECP) han planteado presentar antes una queja formal al Supremo, pero esta idea también ha sido rechazada por Roger Torrent.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.