Jueces y fiscales de Baleares se han concentrado este jueves en los distintos partidos judiciales de las Islas para reivindicar que se garantice la independencia judicial, la mejora de sus condiciones laborales y la organización de la plantilla, entre otros asuntos.

Así, se han llevado a cabo concentraciones en toda Mallorca –Juzgados de Avenida Alemania, Audiencia Provincial, Sa Gerreria e Inca, entre otros– y en el resto del archipiélago.

Según los primeros datos, en los juzgados de Inca se han concentrado nueve personas y en la Audiencia Provincial de Palma, 16 personas.

Las concentraciones de este jueves están enmarcadas dentro del calendario de movilizaciones que distintas asociaciones anunciaron con motivo de la presentación de sus reivindicaciones a principios de mes.

Así, no descartan la huelga si el Ministerio de Justicia no atiende sus reivindicaciones. Entre estas figuran varias encaminadas a garantizar la independencia judicial y por ello las asociaciones convocantes plantean una reforma de la Ley Orgánica del Poder Judicial, la retirada de enmiendas a la misma “que coartan el ejercicio de la función judicial” y la supresión de los magistrados designados por los parlamentos autonómicos. También recalcan que el CGPJ “debe amparar de modo efectivo” a los jueces “de cualquier ataque que afecte a su independencia”.

En lo que respecta a las condiciones profesionales, piden entre otras medidas recuperar el nivel salarial “perdido en 2010” y adecuar las retribuciones; modificar la ley en lo relativo a permisos y medidas de conciliación; recuperar el régimen de vacaciones y permisos; e implantar cargas máximas de trabajo.

Asimismo, advierten de que los juzgados “no están preparados” para asumir nuevas tecnologías como el expediente digital y que “se están produciendo muchos defectos”. Por ello, piden un proceso de digitalización “adecuado” o incluso paralizar la implantación de la Justicia digital mientras no se garantice su correcto funcionamiento.

Otras reivindicaciones son la dotación suficiente de medios personales y materiales, convocando al menos 300 plazas de jueces y fiscales anualmente los próximos cuatro años para equiparar la plantilla a la media europea por habitante; modernizar los edificios; o un plan de inversión “suficiente y prolongado”, entre otras reclamaciones.

Cabe resaltar que las manifestaciones tienen carácter nacional y que en ella han participado distintas asociaciones como Jueces y Juezas por la Democracia, la Asociación Profesional de la Magistratura, la Asociación de Jueces y Magistrados Francisco de Vitoria, la Unión Progresista de Fiscales, la Asociación de Fiscales, entre otras.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.