Agentes adscritos a las Unidades GOIA-UE y UPAL (Unidad de Protección y Acompañamiento Local) detuvieron el domingo, 15 de abril, a una mujer que responde a las iniciales de M.A.M. y que dejó a su hijo de 11 años solo en casa para salir de fiesta en Las Palmas de Gran Canaria.

La detención se produjo después de que en la mañana del citado día miembros del GOIA-UE, que patrullaban por la zona Puerto, se percataron de que una persona era sacada a la fuerza de un local al encontrarse en un estado “muy alterado y agresivo”, según informó la Policía Local en nota de prensa.

Posteriormente, al ser requerida por los policías para que se identificara, M.A.M., bajo evidentes síntomas de embriaguez y con la misma actitud agresiva, se encaró con los agentes, ocasionándole lesiones a uno de ellos, por lo que tuvieron que proceder a su detención en el mismo lugar.

Una vez detenida, la mujer indicó que había dejado a su hijo menor, de 11 años, solo en su domicilio, por lo que se solicitó la presencia de la UPAL para que se dirigiera al mismo y comprobarlo, pudiendo comprobar estos hechos e indicando el menor que había estado solo durante toda la noche y que no había en ese momento ningún otro familiar al que pudiera acudir.

Finalmente M.A.M., natural de Las Palmas de Gran Canaria, tras la práctica de las correspondientes diligencias fue puesta a disposición judicial.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.