CMSA

El astrofísico y divulgador científico Daniel Marín ha señalado que “no había motivo de alarma” por la caída a la Tierra de la estación espacial china Tiangong-1 porque ésta era “muy chiquitita”. A su juicio, con 8,5 toneladas de peso, se trata de un objeto “casi de juguete” en comparación con otras estaciones como la Estación Espacial Internacional (ISS), de unos 420 toneladas, o la antigua estación rusa Mir, de 120 toneladas de peso.

La Tiangong-1 ha entrado en contacto con la atmósfera este domingo a la 1.16 GMT (2.16 hora española), desintegrándose en gran medida sobre el Pacífico Sur.

“Yo me preocuparía con la ISS, que está orbitando la Tierra y es un objeto de muchísimas toneladas y, cuando acabe su vida útil a partir de 2024, se intentará hacer una entrada controlada, pero un objeto de ese tipo si lo hace de manera incontrolada es para preocuparnos”, ha advertido en una entrevista para ‘Onda Cero’ recogida por Europa Press.

El experto también ha puesto como de ejemplo de preocupación la antigua estación espacial rusa Mir, que en marzo de 2001 realizó una entrada controlada a la Tierra tras finalizar sus servicios. “Pero si hubiera sido incontrolada, a partir de 80 ó 100 toneladas es para preocuparse un poquito”, avisa.

En este sentido, apunta que “no había motivo de alarma” por la caída a la Tierra de este laboratorio espacial, ya que afirma que en los últimos 30 años ha habido “unos 50 objetos de masa igual o superior” a Tiangong-1 que han entrado en la atmósfera terrestre. “No es nada sorprendente”, añade el astrofísico, que recuerda no obstante que la Tiangong-1 es “la estación espacial más pequeña lanzada nunca”.

Marín también ha hablado sobre qué hacer en caso de encontrar alguna de las piezas de un objeto caído desde el espacio, a pesar de que la estación china se ha desintegrado en su mayor parte y ha caído en el Pacífico. “No es buena idea coger un trozo caído del espacio porque puede ser que los restos sean de los tanques de combustible y estos satélites suelen emplear sustancias muy tóxicas y cancerígenas, no es buena idea guardar un trozo en casa”, avisa.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.