McLaren

El piloto español de McLaren Fernando Alonso afirmó que el fin de semana en Baréin fue “muy difícil” para su equipo, “particularmente raro” para él y que fue “salvado en el último momento”, mostrándose “contento” por los puntos que han conseguido los dos monoplazas.

“Ha sido un fin de semana complicado que se ha salvado en el último momento. Buenos puntos para el equipo, reforzando la cuarta plaza en constructores pero tenemos que mejorar porque hoy ha sido casualidad”, manifestó en declaraciones a Movistar Plus, tras terminar séptimo por delante de su compañero Stoffel Vandoorne.

“Ha sido un fin de semana particularmente raro para nosotros, lentos, muy difícil en la crono y tenemos que mejorar de cara a las próximas, quinto en Australia y séptimo. Esto lo hubiéramos firmado, por tanto muy contento”, afirmaba después de una carrera que se le hizo larga en las últimas vueltas. “Nos faltaba un poco ritmo en carrera para atacar a Hulkenberg y al Haas”, explicó.

Alonso volvió a rendir el domingo. “Los sábados siempre hay mucha excitación de qué posición sales o las prestaciones puras, pero en la carrera no son solo las prestaciones, son ahorro de gasolina, son neumáticos, la excitación de como sales, los domingos, son la salida, la curva, la primera vuelta, hay muchos más factores y normalmente se nos suelde dar mejor los domingo”, indicó.

Cuestionado por la salida y lo que tenía que hacer para recuperar puestos, el asturiano confesó que “sabía que tenía que atacar”. “La única duda era los neumáticos, salía con las gomas amarillas y los de delante con rojas y no sabíamos las prestaciones exactas. Empecé a atacar a tope y fuimos adelantando a varios coches y en las vueltas 2 y 3 que es cuando se estabilizan las posiciones era difícil adelantar, pero ya teníamos la carrera hecha”, finalizó.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.