Un policía local resultó herido el miércoles a medianoche después de que un conductor ebrio golpeara dando marcha atrás su coche particular mientras circulaba por la Vía de Cintura, en Palma. El agente resultó herido, por lo que precisó asistencia médica en un centro hospitalario.

El agente había finalizado su servicio y ya estaba de vuelta a casa. Así, cuando circulaba por la Vía de Cintura hacia las 00:20 horas, observó que el turismo que le precedía actuaba de forma anómala. Cambiaba de carril de forma constante, realizaba frenadas y acelerones bruscos, por lo que le hizo sospechar que el conductor iba bebido y pidió una unidad de apoyo.

Cuando el policía estaba en el túnel que une la Vía de Cintura con la carretera de Manacor, el automóvil que estaba siguiendo frenó de golpe y puso la marcha atrás. De esta forma, impactó a gran velocidad contra el coche del agente.

El agente de la Policía Local de Palma resultó herido leve como consecuencia del choque. Por tanto, necesitó ser ingresado en un centro hospitalario para una observación médica.

La Guardia Civil se hizo cargo del atestado y practicó la prueba de alcoholemia al conductor infractor. Su resultado fue de 0,96 miligramos por litro en aire expirado, lo cual implica la comisión de un delito.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.