Un motorista ha sufrido un accidente en la Vía de Cintura al golpear contra una baliza divergente. El hombre, que desprendía un fuerte olor a alcohol, quedó inconsciente sobre el asfalto y cuando empezó a recuperarse actuó con mucha agresividad.

El accidente sucedió hacia las 00:10 horas de este viernes. Conductores que circulaban por la Vía de Cintura en sentido hacia el aeropuerto se encontraron con un cuerpo y una moto tendidos en el suelo en el desvío hacia la carretera de Valldemossa. Al ver que el piloto no respondía, llamaron a los equipos de emergencias.

Al parecer, el motorista conducía por la zona cuando golpeó contra la baliza divergente, que estaba lleno de arena. Perdió el control y cayó al suelo. La suerte ha estado de su lado, pues el hombre quedó tirado en medio de la vía y algún coche podría haberlo atropellado.

La Policía Local de Palma llegó a primera instancia y decidió cortar la salida hacia la carretera de Valldemossa. Poco después llegaron la Guardia Civil de Tráfico y una ambulancia. El herido poco a poco recuperó la consciencia. Los sanitarios le estabilizaron y le metieron en la ambulancia, pero entonces empezó a actuar con agresividad contra todos los que se habían desplazado hasta el lugar.

La víctima es un varón de unos 57 años, quien desprendía un fuerte olor a alcohol. La Benemérita, que se hizo cargo del suceso, pidió una analítica al hospital de Son Espases, a donde le llevaron tras el accidente. El hombre no podía hacer el test de alcoholemia por lo ocurrido, así que con esto esperan confirmar la presencia de alcohol en su sangre.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.