El portavoz parlamentario de MÉS per Mallorca, David Abril, ha valorado la sentencia del Tribunal Europeo de Derechos Humanos (TEDH) de Estrasburgo que “condena a España por condenar, a su vez, a unos jóvenes que fueron acusados por discurso de odio e injurias a la Corona” y ha defendido que la libertad de expresión “debe prevalecer en la democracia, bajo cualquier formato”.

Así lo ha manifestado tras la Junta de Portavoces de este miércoles Abril, quien se ha mostrado “satisfecho” con esta sentencia y ha insistido en que el Gobierno central debería “reaccionar” y “dejar de hacer el ridículo”.

Además, desde MÉS per Mallorca han recordado la necesidad de modificar el Código Penal “para que se deroguen los artículos sobre enaltecimiento del terrorismo” y ha subrayado que el “encarcelamiento es una injerencia clara a la libertado de expresión contraria a la democracia”, en relación al caso del rapero mallorquín Valtonyc.

En cuanto a la sentencia a la que el portavoz ha hecho referencia, el TEDH ha condenado a España a indemnizar a los jóvenes catalanes Jaume Roura Capellera y Enric Stern Taulats, a quienes la Audiencia Nacional impuso 15 meses de cárcel en 2008 por un delito de injurias a la Corona -una pena que fue sustituida por multa de 2.700 euros- por quemar una foto de los Reyes tras una manifestación en Girona.

El Estado Español deberá devolver a cada uno el importe de dicha multa para cubrir el daño material que se les causó, y además indemnizarles conjuntamente con otros 9.000 euros por las costas. Considera vulnerado su derecho a la libertad de expresión protegido en el artículo 10 del Convenio Europeo de Derechos Humanos (TEDH) tal y como habían alegado los jóvenes ante la Corte de Estrasburgo.

1 Comentario

  1. La libertad de expresión debería acabar donde empieza la del otro. Eso es educación. Si “gintonyc” vomita injurias a la Corona, en un estado democrático se absorbe y nada más: a “gintonyc” se le escucharía por lo que vale como cantante, sin mayores consecuencias; otrosí, si en un estadio de fútbol la gente abuchea el himno del pais, pues ahí tenemos un problema de autoestima: y la culpa no la tienen directamente los de la cancha, sino los diferentes gobiernos que han ido “diluyendo” al pais en cuestión (estado autonómico): ¿qué ocurre si en la puerta de un colegio se sitúa un fulano que vende droga?, pues eso, se generarán muchos “drogatas”. ¿De quién es la culpa?, pues de quien permite que haya gente que vende droga sin el debido control de Hacienda. Si en un estanco puede venderse esa misma droga, la cosa cambia. Y si además no puedes pagar nada en efectivo, pues podemos decir que fin del narcotráfico. O casi.
    Y Abril tiene parte de razón en asegurar que en democracia debería prevalecer la libertad de expresión. Pero se olvida intencionadamente de que en España no existe una verdadera democracia: para empezar se vulneran constantemente un montón de artículos de la constitución de 1978, y no ocurre nada. Ejemplo: los parlamentarios, los compañeros de Abril también, están secuestrados por las ejecutivas de sus partidos respectivos. Y los parlamentarios son los representantes de los ciudadanos y deben interpretar la voluntad de éstos, no obedecer a las ejecutivas de sus partidos. Suena a mandato imperativo, concepto prohibidísimo por la constitución. Por lo tanto, Abril debería repensar sus palabras: “gintonyc” es condenado porque ahora mismo está de moda hacer eso. Por lo mismo que España no es una democracia, es una partitocracia. Al tribunal europeo eso le trae al pairo, porque lo que no saben los burrócratas españoles es que “gintonyc” existe porque vive en un pais NO democrático, y eso a Europa también le sorprende. Todos están sorprendidos, pero no piensan hacer nada para remediarlo. Nunca.
    “Gintonyc” debería hablar de ello en sus supuestas canciones. Las escucharía más gente.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.