Yamaha

El piloto italiano Valentino Rossi (Yamaha) ha asegurado que lograr el décimo título mundial de su carrera “no es una obsesión” y, a punto de empezar su vigésimo tercera temporada en el Mundial de motociclismo, ha aclarado que aún no sabe si será la última, emplazando al mes de abril para anunciar su decisión.

“Hablé con Lin (Jarvis) hace tres o cuatro días y me contó la renovación de Maverick. Le dije a Lin que quiero esperar a la pretemporada y quizá a las tres primeras carreras del año. Estamos de acuerdo en los términos y no tendríamos que discutir mucho sobre el contrato. Seguramente diremos algo después de las primeras carreras”, dijo Rossi ante la prensa durante la presentación del equipo Yamaha celebrada este miércoles en Madrid.

De esta forma, el italiano esperará como mínimo a que pase la pretemporada y también los Grandes Premio de Catar (18 marzo), Argentina (8 abril) y Estados Unidos (22) para anunciar su futuro, una decisión que todavía no tiene tomada.

“Después de una larga carrera sabes lo que tienen que hacer a lo largo de una temporada para ser competitivo. Tienes que decidir si tienes la motivación suficiente para entrenar y competir al cien por cien o si prefieres ver las carreras por televisión desde el sofá de tu casa y ayudar a los jóvenes pilotos. Esa es la decisión que tengo que tomar”, desgranó.

En caso de firmar su renovación, no descartó hacerlo incluso para dos años, igual que acaba de hacer su compañero Maverick Viñales. “Últimamente se habla siempre de dos años, pero veremos si la continuidad sería de uno o dos (…) Estoy acostumbrado a que me pregunten en todas las entrevistas por la fecha de mi retirada, pero no pasa nada”, explicó con una sonrisa, felicitando a Viñales por su extensión de contrato.

“MUCHO RESPETO MUTUO” CON VIÑALES

“Sinceramente estoy contento de que Maverick haya firmado y de que continúe con Yamaha. Es un gran adversario dentro de la pista, pero fuera de ella mantenemos mucho respeto mutuo. Deportivamente hablando no cambia mucho respecto a tener como compañero a Lorenzo, que es otro piloto fortísimo”, comparó respecto al otro piloto español con el que compartió ‘boxes’ en su carrera.

En cuanto a su objetivo para 2018, Rossi, cuyo noveno y último título data de 2009, aclaró que “el décimo no es una obsesión”. “La idea es ser competitivos e intentar ganar las máximas carreras posibles”, avanzó, agregando que no cree que este Mundial sea “más duro que el anterior”. “Los adversarios son los de siempre y el nivel es muy alto porque hay muchos rivales fuertes y difíciles de batir”, alabó.

Además, el italiano también quiso felicitar a Carlos Sainz, que acaba de conquistar el segundo Rally Dakar de su carrera en la modalidad de coches. “Estoy muy contento por Carlos, siempre he sido un gran aficionado suyo. Tiene 55 años pero parece un chaval”, alabó al madrileño.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.