Foto: Europa Press

El presidente del Parlament, Roger Torrent, ha propuesto este lunes a Carles Puigdemont como candidato a presidir la Generalitat y, a la vez, ha enviado una carta al presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, para “dialogar y analizar la situación anómala que vive el Parlament”.

En una comparecencia desde la Cámara, ha explicado que es consciente de las dificultades de esta investidura por la situación personal y judicial de Puigdemont, pero ha defendido que tiene “absoluta legitimidad” para volver a ser presidente.

Así, por un lado propone a Puigdemont pese a las advertencias del Estado contra esta opción, y por otro ofrece diálogo al presidente del Gobierno para encontrar una solución negociada a este escenario.

Torrent ha recordado que en su primer discurso ante la Cámara, el miércoles pasado, ya defendió que la situación en Cataluña debe afrontarse desde la política y la negociación: “La política tiene que ser el centro de todo. Por encima de todas las cosas, diálogo”.

Ha pedido esta reunión a Rajoy a través de una carta que ha firmado este mismo lunes, y ha añadido: “Hablaré con todos, me reuniré con quien haga falta y, sobre todo, protegeré a los 135 diputados del Parlament”.

EL ÚNICO CANDIDATO POSIBLE

Torrent ha defendido que la semana pasada se reunió con los líderes de todos los grupos, y que de esas reuniones se desprende que Puigdemont es el “único candidato” que podría tener los apoyos necesarios.

Ha dicho que es consciente de “la situación personal y judicial de Puigdemont y la advertencia que pesa sobre él”, pero ha constatado que es el candidato con más legitimidad para ser el cargo.

SE VERÁ CON LOS ENCAUSADOS

Torrent ha expuesto que su misión es defender a todos los diputados, por lo que uno de los temas que transmitirá al presidente del Gobierno es que se están “vulnerando los derechos de representación” de los ochos diputados soberanistas encausados.

Ha explicado que, además, tiene previsto verse en los próximos días con estos ocho diputados: tres están en la cárcel –Oriol Junqueras, Joaquim Forn y Jordi Sànchez– y cinco en Bélgica: el propio Puigdemont, Clara Ponsatí, Lluís Puig, Toni Comín y Meritxell Serret.

“Mi deber es proteger los derechos de participación política de todos los diputados”, ha zanjado, y ha advertido de que luchará para que la institución esté libre de injerencias y también para que no sucumba ante un escenario de paralización.

NO REVELA LA FECHA DEL PLENO

Pendiente de que Rajoy diga si acepta esta reunión y si quiere entablar un diálogo, Torrent no ha revelado la fecha para la que fija el pleno de investidura, aunque por ley no puede celebrarse más allá del miércoles 31 de enero.

Tampoco ha revelado cómo se puede investir a Puigdemont a distancia, teniendo en cuenta que hay un informe de los letrados de la Cámara que lo desaconseja.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.