Agentes del Cuerpo Nacional de Policía de la Comisaría de Soria han detenido esta semana a un hombre de 66 años y vecino de Soria, como presunto autor de un delito de maltrato animal después de que golpeara presuntamente a un cachorro de perro para posteriormente enterrarlo vivo.

La detención pudo llevarse a efecto gracias a la colaboración ciudadana. En la tarde del día 2 de enero, se recibió un aviso en la Comisaría de unos sollozos procedentes del interior de una finca.

Funcionarios de la Policía Nacional rescataron a un cachorro de perro, de unos 15 días de edad, que se encontraba en el jardín de una vivienda de esta ciudad. El cachorro se encontraba en el interior de una bolsa, enterrado bajo hojarasca y restos orgánicos, dentro de un recinto destinado a la elaboración de compost y depositado en este lugar después de haber recibido golpes con los que se había pretendido matarlo.

Una vecina de la zona, que fue la que escuchó los sollozos del perro y llamó al 091, posteriormente acompañó a los policías nacionales a una clínica veterinaria, donde intervinieron al animal de las múltiples heridas que presentaba. Se encontraba, según la veterinaria, en estado agónico.

La Policía Nacional vuelve a destacar la importancia de la colaboración ciudadana sin la cual no hubiera sido posible salvar al perro ni detener al autor de este delito de maltrato animal.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.