Nina Parrón

El Foro de la Familia ha pedido el cese de la directora del Institut Balear de la Dona, Rosa Cursach y la directora de Igualdad del Consell, Nina Parrón, por su apoyo a los cinco jóvenes condenados por interrumpir una misa en Sant Miquel (Palma) en 2014.

En un comunicado, la entidad ha criticado que este jueves tanto Cursach como Parrón hayan asistido al acto de apoyo a Feministes Encausades tras la ratificación por parte del Tribunal Supremo de la sentencia del Tribunal Superior de Justicia de las Islas Baleares.

“Las dos directoras ocupan un cargo público de relevancia, que afecta directamente a lo que se refiere al drama de los abortos, debiendo defender la libertad de culto y condenar toda agresión a ese derecho inalienable”, han manifestado.

Desde el FFB han considerado que los cargos públicos “están obligados a guardar y hacer guardar las leyes establecidas, entre las que se encuentra el código civil que condena dichas acciones”.

En la sentencia del Supremo, han recordado, se condena a los jóvenes por un delito contra la libertad religiosa. Por lo tanto, el Foro ha explicado que Parrón y Cursach “deben acatar dicha sentencia de un estado democrático donde existe la separación de poderes”.

Asimismo, han recogido que en la sentencia se señala que “existió una interrupción de un acto religioso, de una ceremonia propia y característica del culto católico en un día de los considerados de precepto, en los que es de especial importancia para esa confesión religiosa”, añadiendo que “no es posible calificar la conducta como impedimento, interrupción o perturbación menor”.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.