Foto: Europa Press

El magistrado del Tribunal Supremo Pablo Llarena acumulará en un único procedimiento todas las causas que se instruyen sobre el denominado ‘procés’ contra los responsables del referéndum ilegal y la declaración unilateral de la independencia de Cataluña, a excepción de la abierta por el delito de sedición al exjefe de los Mossos d’Esquadra Josep Lluis Trapero, que seguirá en la Audiencia Nacional, informan fuentes fiscales.

De este modo, el instructor continuará con la causa abierta por rebelión contra los exmiembros de la Mesa del Parlamento catalán y adhiere la que hasta ahora instruía la magistrada de la Audiencia Nacional Carmen Lamela contra los exmiembros del gobierno catalán, ocho de los cuales se encuentran en prisión, entre ellos el exvicepresidente Oriol Junqueras. Suma además la abierta por presunta sedición contra los responsables de la Asamblea Nacional Catalana (ANC) y Ómnium Cultural, Jordi Sánchez y Jordi Cuixart, respectivamente.

Sin embargo, según han especificado dichas fuentes, la investigación contra Trapero por los incidentes ocurridos en Barcelona los días 20 y 21 de septiembre y que se engloba en esta misma causa, se quedará en la Audiencia Nacional sin perjuicio de que se pueda ampliar a otros miembros del gobierno cesado con cargos inferiores al de consejero.

La decisión de Llarena choca con el criterio mostrado por la Fiscalía, que entendió “prematuro” aglutinar las causas en el alto tribunal, pero tampoco comparte plenamente la postura manifestada por la titular del Juzgado Central de Instrucción número 3, cuyo informe señalaba que las causas penales ya abiertas por el proceso secesionista en Cataluña analizan delitos “conexos” y por tanto la escisión de la instrucción “dificultaría enormemente” su investigación.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.