Reuters / Toby Melville

El Partido Conservador de la primera ministra británica, Theresa May, ha expulsado a uno de sus diputados, Charlie Elphicke, y ha remitido su caso a la Policía. Por el momento no han trascendido los motivos de la expulsión ni el posible delito del que sería responsable.

La expulsión de Elphicke supone un nuevo revés para los conservadores, que gobiernan en minoría y negocian las condiciones de la separación de Reino Unido de la UE.

Elphicke es diputado por la circunscripción de Dover, en el sur de Inglaterra. De profesión es abogado especializado en materia fiscal y llevaba como electo por su circunscripción desde 2010. Ha negado haber cometido delito alguno.

“El partido lo ha filtrado a la prensa antes de informarme de mi expulsión”, ha asegurado a través de Twitter. “No estoy al tanto de las acusaciones y niego haber hecho nada malo”, ha apostillado.

En los últimos días han salido a la luz numerosos escándalos por abusos o acoso sexual protagonizados por políticos tanto conservadores como del Partido Laborista siguiendo la estela de las denuncias contra el productor estadounidense Harvey Weinstein. Así ha dimitido el ministro de Defensa, Michael Fallon, quien renunció el pasado miércoles tras reconocer que su comportamiento no cumple con los estándares necesarios.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.