La portavoz del grupo municipal popular, Margalida Durán, ha criticado el recorte de servicios al ciudadano que se ha producido desde principio de legislatura en Emaya y ha acusado al Ayuntamiento de Palma de fomentar, así, los comportamientos incívicos.

Según ha recogido en un comunicado el PP, la portavoz ha explicado que se ha pasado “de un sistema de limpieza eficiente y encaminado a ofrecer facilidades a los palmesanos, a realizar cambios que no suponen más que impedimentos y en absoluto ayudan a combatir el incivismo, sino que lo fomentan”.

En este sentido, la edil ha indicado que, entre otros, se ha suprimido el sistema de recogida de trastos, la retirada sin previo aviso de las bolsas de plástico para animales y, recientemente, la retirada de contenedores de aceite y de poda”.

“Casi dos años después de su implantación, el sistema de recogida de trastos sigue sin funcionar”, ha lamentado la ‘popular’, quien ha asegurado que “ha empeorado la calidad del servicio a los ciudadanos, que ahora se ven obligados a cargar ellos con muebles y electrodomésticos, cuando antes se lo recogían en casa”.

Además, la portavoz ha lamentado que “toda esta pérdida de calidad del servicio se haya producido duplicando el coste del mismo, ya que se ha pasado de utilizar ocho camiones de recogida a un total de 16”, lo que para la portavoz es una clara muestra de “ineficacia en la gestión”.

Respecto a las bolsa de plástico en los ‘pipicans’, Durán ha lamentado que “con la excusa de que se hacía un mal uso de las bolsitas de plástico, el equipo de Emaya ha vuelto a recortar un servicio que funcionaba bien y que era útil para los palmesanos”.

Por otra parte, la portavoz ha recordado que en abril de 2012 el PP puso en marcha un nuevo servicio de recogida de contenedores de poda de vegetación en 27 barrios y “una vez más, de la noche a la mañana, los palmesanos se han encontrado que ya no cuentan con estos contenedores y que deben llevar el aceite de uso doméstico a los casals de barri, como siempre, por sorpresa y sin motivo”.

Asimismo, la edil ha explicado que Emaya ha procedido a la retirada de los 104 contenedores de aceite existentes en diferentes puntos de la ciudad y ha implantado un nuevo sistema de recogida de aceite que “no hace sino restar facilidades al ciudadano” y, por tanto “favorecer el incivismo”.

Por último, Durán ha señalado que “aprovechando el cambio de contenedores, están instalando cada vez menos. En este sentido, ha indicado que “hay calles en las que existían contenedores y con la nueva estructuración, ya no tienen”.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.