Foto: Reuters

La tenista hispano-venezolana Garbiñe Muguruza encajó su primera derrota en el Grupo Blanco de las Finales de la WTA, que se están disputando en Singapur, después de perder sin apenas presentar oposición ante la checa Karolina Pliskova por un doble 6-2 y complicarse su pase a las semifinales, que se jugará en su último partido ante Venus Williams, ganadora en un largo partido ante Jelena Ostapenko (7-5, 6-7, 7-5).

Después de sus buenas sensaciones en el estreno ante Ostapenko, la imagen que ofreció la campeona de Wimbledon fue muy distinta, totalmente fuera del partido y a merced de su rival, que no lo desaprovechó para cerrarlo en apenas una hora, un contraste para los espectadores que habían disfrutado de un maratón anterior de más de tres horas.

Pliskova demostró que en pista rápida, y más si es cubierta, tiene el tenis adecuado para crear problemas a la de Caracas, que ayudó con un flojo encuentro, lleno de errores no forzados, sobre todo con su ‘drive’ y cierta apatía en la pista.

Todo esto favoreció a la checa, que tampoco necesitó firmar un gran encuentro sino que se limitó a aprovechar las concesiones de Muguruza y mantener la habitual fortaleza de su servicio, que sólo concedió cuando el encuentro ya estaba decantado a su favor.

Pliskova, que también opta a terminar el año como número uno del mundo, tenía el aval de que sus seis victorias sobre su rival eran en pista dura, entre ellas la del año pasado en el mismo escenario, aunque con más resistencia e impuso su mejor ánimo.

Las cosas no comenzaron nada bien para la hispano-venezolana, un adelanto de lo que se extendería. Muguruza no pudo conectar golpes ganadores y aunque tuvo una opción de recuperar el primer saque perdido, no la convirtió y Pliskova terminó cerrando el parcial con otra rotura.

Se esperaba entonces la reacción de la de Caracas, pero esta ni siquiera acudió a la ayuda de su entrenador, Sam Sumyk. Los fallos de algunos golpes teóricamente sencillos en la red dejaban claro que estaba lejos de su mejor nivel y la centroeuropea no lo desaprovechó para ponerse con un esclarecedor 5-0. El único ‘break’ llegó tarde y una nueva concesión con su servicio terminó por poner fin a su ‘tortura’ en la pista.

Muguruza cerrará su participación ante la estadounidense Venus Williams, en la reedición de la última final de Wimbledon que coronó a la hispano-venezolana y con la que se jugará su pase a las semifinales de esta cita de ‘maestras’.

La veterana jugadora americana sumó su primera victoria y eliminó a la letona Jelena Ostapenko, campeona de Roland Garros, tras llevarse un maratón de tres horas y 14 minutos, decidido a favor de la exnúmero uno del mundo por 7-5, 6-7(3), 7-5 y tras un total de 20 roturas de servicio.

Ya desde el principio del encuentro se pudo comprobar que los restos se iban a imponer, pero fue la joven tenista de Riga la que perdió una buena oportunidad cuando tuvo saque con 5-3 arriba. Sin embargo, perdió seis juegos consecutivos y cedió la manga y se vio 2-0 abajo de inicio en la segunda.

En una auténtica montaña rusa, Ostapenko igualó y supo salvar una bola de partido al servicio con 5-4 abajo antes de volver a desperdiciar saque para igualar el partido con 6-5 en el marcador. La letona no lo echó de menos tras ganar con facilidad la ‘muerte súbita’ y en una nueva vorágine de ‘breaks’ en el tercer parcial, terminó cayendo tras perder los últimos tres juegos del choque.

–GRUPO BLANCO.

-RESULTADOS.

Karolina Pliskova (RCH/N.4) a GARBIÑE MUGURUZA (ESP/N.2) 6-2, 6-2.

Venus Williams (USA/N.5) a Jelena Ostapenko (LET/N.7) 7-5, 6-7(3), 7-5.

-CLASIFICACIÓN.

Jugadora J G P SF SC Pts

1. Karolina Pliskova 2 2 0 4 0 4.

2. GARBIÑE MUGURUZA 2 1 1 2 2 2.

3. Venus Williams 2 1 1 2 3 2.

4. Jelena Ostapenko 2 0 2 1 4 0.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.