Foto: Reuters

La embajadora de Estados Unidos en la ONU, Nikki Haley, ha confirmado este domingo que Washington no abandonará por el momento el Plan Integral de Acción Conjunta (PIAC), el acuerdo nuclear alcanzado por Irán y las principales potencias mundiales, después de que el presidente Donald Trump rechazara certificar que Irán esté cumpliendo el plan, aunque sin llegar a denunciar su incumplimiento.

“Creo que en este momento, nos vas a ver quedándonos en el tratado, porque nuestra esperanza es que podamos mejorar la situación. Y ese es el objetivo. “Lo que queremos ahora es no permitir que Irán se convierta en la próxima Corea del Norte”, ha dicho durante una entrevista en la cadena estadounidense NBC.

Por su parte, el secretario de Estado de EEUU, Rex Tillerson, ha dicho este domingo que su país tiene la intención de cooperar para descartar la intención militar del programa nuclear de Irán con los demás países firmantes PIAC.

“Veamos si podemos abordar los defectos del acuerdo sin abandonarlo, trabajando con nuestros socios y aliados europeos”, ha declarado Tillerson a la cadena de noticias CNN al explicar la postura de la administración de Donald Trump al respecto.

El jefe de la diplomacia estadounidense ha señalado que el propósito de Washington es “tomar el acuerdo tal y como es ahora”, ser “muy exigentes con respecto al cumplimiento del mismo por parte de Irán” y luego ocuparse de esas deficiencias.

El 14 de julio de 2015, el conocido como Grupo 5+1 –integrado por Estados Unidos, Rusia, China, Francia, Reino Unido y Alemania– suscribieron con Irán un acuerdo para restringir su programa nuclear a cambio de levantar las sanciones económicas vigentes desde hace años. Sin embargo, las tensiones entre Teherán y Washington se mantienen y ambas partes se acusan de violar mutuamente lo pactado en el marco del PIAC.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.