Foto: Europa Press

El ministro de Fomento, Íñigo de la Serna, ha asegurado que el Gobierno de Mariano Rajoy tiene “esperanzas nulas” en que el presidente catalán, Carles Puigdemont, rectifique en sus pasos hacia la independencia y ha asegurado que el Ejecutivo, una vez reciba el autorización del Senado, aplicará de manera “inmediata” las medidas que se llevarán a cabo en Cataluña en virtud del artículo 155 de la Constitución española.

“Si el señor Puigdemont hubiera acudido al Senado para explicar su posición, evidentemente cabría esperar o suponer que pudiera llegar a producirse algún hecho dentro de lo que es el sentido común, pero, francamente, si ni siquiera se digna a acudir al Senado y renuncia a cualquier vía de diálogo, no podemos esperar mucho”, ha señalado en declaraciones a Onda Cero recogidas por Europa Press.

El presidente de la Generalitat ha renunciado a comparecer en el Senado para explicar su posición sobre la aplicación del artículo 155, pese a que desde la Cámara Alta le dieron la posibilidad de hacerlo este jueves en la comisión que debatirá las medidas, o el viernes, durante el Pleno que autorizará al Gobierno aplicar dicho artículo.

“DESPRECIO” DE PUIGDEMONT

De la Serna ha lamentado que Puigdemont haya descartado las dos opciones y ha dicho que esa decisión demuestra el “desprecio” del líder del Ejecutivo catalán a la sociedad catalana. “Si Puigdemont quería hablar de su proyecto tenía una oportunidad perfecta”, ha apuntado.

En opinión del ministro, la crisis en Cataluña es “una cosa seria y grave” como para “hacer apuestas” sobre si el presidente catalán declarará de manera oficial o no la independencia.

Y ha insistido en que para frenar la aplicación del 155, Puigdemont “tiene que decir que no ha declarado la independencia” y “llevar a cabo los pasos necesarios para restaurar la legalidad y la normalidad en Cataluña”. Sin embargo, sostiene que las esperanzas del Ejecutivo de Rajoy “son nulas”.

De esta forma, ha reiterado que la convocatoria de unas elecciones autonómicas por parte de Puigdemont no sería suficiente para paralizar el 155, alegando que el Gobierno catalán está “fuera de la legalidad” y “hay que llevar la normalidad institucional y social” a Cataluña.

RAJOY, “PERFECTO” EN TIEMPO Y FORMA

Asimismo, ha rechazado las críticas por la tardanza del Gobierno en aplicar este artículo constitucional: “Rajoy ha estado perfecto en la forma y en los tiempos”, ha sentenciado, subrayado que además ha buscado el acuerdo con otras fuerzas políticas constitucionales.

El responsable de Fomento ha lamentado que Puigdemont esté “a las órdenes de la CUP” y lamentar que “haya vencido el extremismo” y la postura de los que “quieren llevar a la sociedad catalana al abismo”.

Según el ministro, es “poco entendible” la deriva secesionista del PDeCat. Y ha afirmado que la independencia es una postura que cualquier persona puede defender, pero ha recalcado que esta “no se puede afrontar de manera tan salvaje” y fuera de la vía legal.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.