Foto: Lorenzo Salom\RFEP

El Espanya HC se ha estrenado ganando los tres puntos en el primer partido de la nueva temporada de la liga Élite de hockey línea. El vigente campeón de la competición ha logrado la victoria frente al CPLV de Valladolid por 4 a 3.

La tradicional rivalidad entre estos dos clubes llenó el pabellón Joan Seguí de Son Rapiña el sábado por la tarde. El Espanya encajó el primer gol a falta de 14 minutos del primer tiempo. A partir de entonces, las ocasiones se fueron repartiendo entre ambos conjuntos.

A menos de cinco minutos de la primera mitad, Álvaro Pons logró el empate para alegría del público local. Al filo del descanso, el americano Baldwin marcó el segundo y puso al Espanya por delante a falta de siete segundos. Ambos jugadores han llegado esta temporada para reforzar la plantilla mallorquina.

Ya en la segunda parte, el CPLV puso de nuevo las tablas en el marcador. La tensión en la pista hizo que se sucedieran diversos incidentes entre los jugadores. Poco después, Tomàs Palou hizo el 3 a 2. A pesar de la presión del conjunto vallisoletano, no pudieron evitar que Pons anotara su segundo gol y el cuarto del Espanya a pocos minutos del final.

Igualmente, los de Valladolid no se rindieron. A falta de dos minutos volvieron a marcar gracias al tanto de Caraballo y pusieron el definitivo 4 a 3 en el marcador.

Además, el partido ha servido de presentación para las nuevas incorporaciones, que han reforzado posiciones vacantes tras algunas bajas en el HC han reforzado las bajas sufridas. Al Espanya se han unido jugadores como el estadounidense Charles Baldwin, procedente del Molina Sport H, Álvaro Pons (del Sant Andreu) y el canadiense Perry Jeffery, que en esta primera jornada se ha enfrentado al equipo con el que antes jugaba.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.