ARCA ha mostrado su “gran indignación” ante la demolición de un edificio y su sustitución por otro nuevo “de alturas excesivas” en Santa Catalina.

Según ha expuesto la entidad conservacionista en un comunicado este martes, el edificio, ubicado a la avenida Argentina, “supondrá una agresión estética más” para el barrio.

Desde ARCA han explicado que ello no pedían que se conservara el edificio original sino que se pedía que el nuevo edificio no pudiera tener “las alturas excesivas que tendrá y que destruye la armonía estética del conjunto de la isleta”.

La entidad ha responsabilizado al equipo de gobierno actual del Ayuntamiento de Palma “por no haber hecho todo el posible para evitar esta nueva desfiguración de Santa Catalina”.

Finalmente, ARCA ha manifestado su “discrepancia y malestar” con el equipo de gobierno y ha exigido la redacción de una normativa definitiva del ARE de Santa Catalina y la suspensión de licencias a aquellas calles donde la edificabilidad del PGOU es más elevada.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.