La consellera de Salud, Patricia Gómez, ha explicado este miércoles que su departamento no tuvo conocimiento “de forma fehaciente” de que el Minerval se vendiera, a pesar de “estar permanentemente encima de la empresa y sus productos” a lo largo de diferentes legislaturas.

Así lo ha expresado durante su comparecencia esta tarde ante la Comisión de Salud del Parlament, a petición del Grupo Mixto, para dar explicaciones sobre la supuesta venta del Minerval como medicamento contra el cáncer.

POSIBLES SANCIONES DE MÁS DE UN MILLÓN DE EUROS

En su intervención, la consellera ha recordado que tras el archivo de la causa por parte del juez instructor hay “una puerta muy abierta” para la actuación administrativa.

En este sentido, la Conselleria se ha puesto en contacto con la Agencia Española del Medicamento para ofrecerles su colaboración ante la posible apertura de un expediente administrativo sancionador, que según Gómez podría suponer multas de entre 90.000 y más de un millón de euros.

Gómez ha destacado la colaboración de la Conselleria con la investigación judicial, a la que han facilitado toda la documentación solicitada sobre las actuaciones realizadas desde 2012.

Según ha dicho, los técnicos de la Dirección General de Farmacia ya realizaron inspecciones y requerimientos a Lipopharma en 2012. La Dirección General ha llevado a cabo desde entonces un seguimiento –dentro de las competencias de inspección y publicidad del departamento– del producto llamado Minerval, pese a que no tenía la consideración de medicamento para uso humano.

Además, la Conselleria contactó “en repetidas ocasiones” con organismos como la Agencia Española del Medicamento y Productos Sanitarios, la Agencia Europea del Medicamento, el Registro Europeo de Ensayos Clínicos y el Comité de Ética en Investigación Clínica.

También se realizaron diferentes requerimientos a Lipopharma y se ordenó retirar toda la publicidad que hiciera referencia al Minerval como fármaco o promocionara sus efectos beneficiosos para la salud.

LIPOPHARMA NO ESTÁ INSCRITA COMO EMPRESA ALIMENTARIA

Además, la Dirección General de Salud Pública comprobó que Lipopharma no está inscrita en el registro de empresas alimentarias y que el Minerval no ha sido notificado como complemento nutricional.

Asimismo, la Conselleria propuso tomar medidas sobre la comercialización de otros dos productos, Dhalifort y Oleate Plus. En este caso, la empresa que hacía publicidad en su web era Bega Pharma, que aseguraba que el Dhalifort curaba el alzheimer.

Tras solicitar más información a la empresa y proceder a la revisión administrativa del expediente, el Govern exigió la retirada de las alegaciones nutricionales y forzó una nueva redacción.

Asimismo, en colaboración con la Agencia Española de Consumo y Seguridad Alimentaria, se analizó la composición química de estos productos y se hizo una revisión para determinar si eran productos alimentarios. Por todo esto se abrieron expedientes que hoy “siguen su curso”, ha dicho la consellera.

Con todo, Gómez ha precisado que Dhalifort y Oleate Plus se podían vender como complemento nutricional pero “lo que no se puede hacer es publicidad engañosa”. “Eso sí que se hizo con estos productos y por eso obligamos a retirar esta publicidad”, ha explicado.

“LOS MEDICAMENTOS SE ENCUENTRAN EN FARMACIAS Y HOSPITALES, NO EN INTERNET”

Como conclusión, la consellera ha subrayado que “los ciudadanos deben saber que los medicamentos los prescriben los médicos y se encuentran en farmacias y hospitales, no en Internet”.

Además, ha advertido de que “si alguien se salta las normas, en el caso de comercializar medicamentos son muy claras y rígidas”. “Debe saber que habrá consecuencias”, ha apostillado.

Finalmente, la consellera ha defendido la gestión de la Conselleria y ha sostenido que “no ha habido fallos ni caos”.

A preguntas de los diputados, Gómez ha reconocido que le tranquilizó ver el “seguimiento exhaustivo” a Lipopharma y sus productos y ha declarado que “no se puede culpar a la Administración de que en el mercado haya productos que no cumplen” o personas que son “excepciones”.

There are no comments

Join the conversation

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.