Ryanair ha presentado sendas reclamaciones ante el Bundeskartellam, el organismo alemán de regulación de la competencia, y ante la Comisión Europea a raíz del proceso de insolvencia de Air Berlin por considerar que las ayudas del Gobierno alemán estaban dirigidas a facilitar la adquisición de la compañía por Lufthansa.

La compañía aérea alemana de bajo coste Air Berlin se ha declarado insolvente este martes ante los tribunales alemanes y ha recibido un crédito de 150 millones del Gobierno para mantener sus operaciones, mientras negocia con su competidora Lufthansa la venta de partes de su negocio.

En un comunicado, la ‘low cost’ irlandesa habla de “una conspiración evidente” entre el Gobierno de Merkel, Lufthansa y Air Berlin para adquirir que el grupo alemán adquiera activos de su rival y segunda mayor aerolínea del país, excluyendo a los principales competidores e ignorando la normativa de ayudas estatales.

“Esta insolvencia fabricada está siendo claramente establecida para permitir a Lufthansa hacerse cargo de Air Berlin libre de deudas lo que viola todas las reglas de competencia alemanas y de la UE”, ha denunciado.

Ryanair señala que teniendo en cuenta la magnitud de las cuotas de mercado y las implicaciones europeas de ambas compañías es “importante” que la Comisión Europea adopte medidas inmediatas y decisivas.

La compañía irlandesa que lidera Michael O’Leary ha criticado que el Gobierno alemán apoye crear un monopolio liderado por Lufthansa con 150 millones de euros de ayuda estatal para que Lufthansa pueda adquirir Air Berlin, lo que afectará a una subida de las tarifas aéreas nacionales en Alemania. “Los viajeros sufrirán tarifas aéreas más altas para pagar este monopolio de Lufthansa”, ha concluido.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.