Foto: Reuters

El líder opositor de Kenia, Raila Odinga, ha acusado al Gobierno de haber planeado matar a sus seguidores después de amañar el resultado en las últimas elecciones presidenciales, en las que la comisión electoral ha proclamado vencedor al actual mandatario, Uhuru Kenyatta.

El partido Jubileo “ha derramado sangre de personas inocentes”, ha afirmado Odinga. “Mañana no hay trabajo”, ha asegurado el dirigente opositor, en un discurso ante unos 4.000 seguidores en Kibera, la mayor barriada pobre de Nairobi.

Odinga ha reclamado así a sus seguidores que no vayan a sus puestos de trabajo, en señal de protesta por lo que considera que han sido unas elecciones amañadas para que Kenyatta lograra ser reelegido como jefe del Estado.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.