La Ley de transitoriedad jurídica y fundacional de la república que prevén aprobar JxSí y la CUP establece que la obtención de la nacionalidad catalana en caso de independencia “no exige la renuncia de la nacionalidad española”.

Lo ha explicado este lunes el líder de JxSí en el Parlament, Lluís Corominas, junto a los diputados Jordi Orobitg (JxSí), Benet Salellas y Gabriela Serra (CUP) durante un encuentro con periodistas en una sala del Parlamento catalán para detallar aspectos de la norma que han presentado justo antes en rueda de prensa en la cámara.

El artículo 7 de la ley recogida por Europa Press expone que podrán obtener la nacionalidad catalana aquellas personas de nacionalidad española empadronados en Cataluña a fecha 31 de diciembre de 2016.

También la obtendrán las personas con nacionalidad española empadronadas en Cataluña después de esa fecha y antes de la entrada en vigor de la ley, si lo piden tras cumplirse dos años de empadronamiento continuado en un municipio catalán.

También tendrá la nacionalidad catalana quien la solicite teniendo nacionalidad española y habiendo nacido en Cataluña; o que, residiendo fuera de Cataluña, haya tenido su última residencia administrativa en un municipio catalán al menos cinco años, o que sea hijo de madre o padre con nacionalidad catalana.

Además, la tendrán los nacidos o adoptados de padres catalanes; y las personas que, tras la entrada en vigor de la ley, hayan nacido en Cataluña “de padres extranjeros si la legislación personal que se les aplica no les atribuye una nacionalidad o sus padres no la tuviesen”.

EXTRANJEROS: POR RESIDENCIA LEGAL DE 5 AÑOS

El artículo 8 expone que la nacionalidad catalana también se puede adquirir por residencia legal y continuada en Cataluña por un periodo de cinco años inmediatamente después a la petición –la ley estatal exige 10 años de residencia legal, según consta en la web del Ministerio de Justicia consultada por Europa Press–.

A ese efecto, la ley que JxSí y la CUP quieren aprobar antes del 1-O computa a los extranjeros el tiempo de residencia legal en Cataluña que haya transcurrido antes de entrar en vigor esta ley.

También pueden optar a la nacionalidad catalana los hijos menores de las personas que la hayan adquirido en virtud de ese artículo a petición de los padres o tutores. El texto advierte de que la nacionalidad se puede retirar si se han falseado datos requeridos para obtenerla.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.