NACHO ESCOBAR (ESPECIAL PARA RFEN)


La selección española de waterpolo femenino se tuvo que conformar con la plata este viernes en la final del Mundial de Budapest, donde Estados Unidos impuso su ley (13-6) para defender su trono e impedir la reconquista española tras el oro logrado en Barcelona 2013.

Las pupilas de Miki Oca, que sumaron la quinta medalla de su exitoso palmarés, fueron a remolque durante todo el partido ante la mejor selección del mundo. Estados Unidos, vigente doble campeona olímpica, llegó al último cuarto con un 10-5 lapidario para una España incapaz de frenar el vendaval yanqui.

Como en la final de los Juegos de Londres, España volvió a topar con el gigante americano, un equipo que al igual que el español se ha renovado con brillantez. Estados Unidos no dio opción a las de Oca, en un triunfo inapelable para repetir el oro de Kazán 2015. España se marcha con una plata con la que recuperar el camino del éxito para su nueva generación de ‘guerreras’.

Las de Oca tuvieron ya que minimizar daños en una exigente primera mitad. Los dos cuartos iniciales fueron de las yanquis, o de Melissa Seidemann en solitario. La boya yanqui impuso su poderío físico y no permitió el juego interior español. Pese al atasco en ataque, España no perdió la cara al encuentro tras ocho minutos (2-1).

La falta de movilidad condenó los ataques de España, con Bea Ortiz acertando desde lejos. Sin embargo, Estados Unidos castigó sin piedad las superioridades en ataque para poner la primera renta de dos goles (5-3). Crecían los problemas para las de Oca, con la mala fortuna de dos lanzamientos a los palos de Anna Espar y topando con Seidemann.

La propia Anna Espar tiró de galones en la reanudación para recortar distancias pero ahí llegó un duro parcial de 4-0 en contra. Estados Unidos, gozando de la superioridad casi en cada ataque, no perdonó (9-4) en una sangría que puso contra las cuerdas a las de Oca. De nuevo Anna Espar y después Judith Forca topaban con los postes, mientras las americanas se gustaban antes del último parcial para doblar el marcador (10-5).

El gigante norteamericano convirtió en trámite los últimos ocho minutos de una final de Mundial, intratable ante una España que no pudo frenar la línea ascendente de su rival en el partido. Una plata que sin embargo devuelve al escaparte internacional al waterpolo femenino español, después de la plata y oro europeos (2008 y 2014), la plata olímpica (2012) y el oro mundial (2013).

FICHA TÉCNICA:

–RESULTADO: ESTADOS UNIDOS, 13 – ESPAÑA, 6.

–EQUIPOS.

ESTADOS UNIDOS: Stone, Musselman (3), Seidemann (1), Fattal (1), Hauschild, Steffens (2), Raney (1), Neushul (4), A. Fischer, Neushul, M. Fischer (1), Williams y Longan.

ESPAÑA: Ester, Bea Ortiz (2), Bach, Anna Espar (3), Matilde Ortiz, Lloret, Clara Espar, Peña, Forcá, Crespí, Gual, Leiton (1) y Domene.

–ÁRBITROS: Dutilh-Dumas Diana (HOL) y Flahive (AUS).

–PARCIALES: 2-1, 3-2, 5-2, 3-1.

–PISCINA: Complejo Alfred Hajes de Budapest.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.