Representantes de PSIB, Podemos, MÉS per Mallorca y MÉS per Menorca han presentado este jueves su Proposición de ley de regulación de corridas de toros en Baleares que prohibirá que en estos eventos se “hiera o se mate a los toros”, así como que se utilicen caballos para el rejoneo, la venta de alcohol, la entrada de menores de 18 años y el endurecimiento de las sanciones por esto último.

En rueda de prensa, el diputado de Podemos, Carlos Saura, que ha intervenido en primer lugar, ha explicado que así se podrán celebrar corridas de “toros a la balear” y que esta iniciativa se tramitará de urgencia en el Parlament, donde, según ha avanzado, los partidos de los ‘Acords pel Canvi’, tendrán mayoría suficiente para aprobarla.

[adrotate banner=”125″]

La intención es aprobar la ley antes del verano aunque esto dependerá del trámite parlamentario ya que tendrá que someterse a debate en el que el resto de grupos podrán presentar sus enmiendas y propuestas.

La diputada de MÉS per Mallorca, Margalida Capellà, ha explicado que las sanciones por la entrada de menores serán, a partir de que se apruebe la ley, por menor y no en general como hasta ahora. Además, los festejos taurinos podrán contar con un máximo de seis toros que podrán estar en la arena un máximo de diez minutos.

Asimismo, la competencia para regular las corridas se devuelve a los consells insulars -actualmente pertenece a los ayuntamientos- y, por otro lado, la empresa suministradora de los animales tendrá que ser la más cercana a la plaza, aun así permitiéndose los traslados en barco.

Capellà ha dicho también que se establecen más controles sanitarios y de dopaje para profesionales y animales y estos últimos no podrán estar en los chiqueros -compartimentos a oscuras donde se les encierra antes de la corrida- y tendrán que estar 48 horas en el corral, desde donde tendrán que ir, directamente, a la plaza.

NO SE CELEBRARÁN NOVILLADAS

Por otro lado, se regula el peso y la edad y no se permitirá realizar novilladas en Baleares. Además, solo lo inscritos como matadores de toros podrán participar en este tipo de espectáculos, no así los de novillos.

Respecto a la prohibición de la muerte del animal, el torero solo podrá utilizar capote y muleta y por lo tanto no se podrá usar ningún instrumento que pueda producir heridas.

En otro sentido, las fiestas con caballos de Menorca no se verán afectadas por esta ley que incluye la diferencia entre “animales domesticados y salvajes”, ha dicho Capellà. Por lo tanto, eventos como concursos o exhibiciones sí se podrán seguir realizando.

Según ha explicado el diputado de MÉS per Menorca, Josep Castells, con la introducción de esta figura “se delimita de una forma inequívoca” este tipo de espectáculos. “No es lo mismo realizar una actividad para la que el animal está preparado que jugar con un animal salvaje”, ha sintetizado.

Asimismo se prohíbe la celebración de competiciones de tiro a pichón y codorniz, a brazo o colombaire, a brazo mecánico o tubo, o en jaula.

El ‘CORREBOU’ DE FORNALUTX

Respecto al ‘correbou’ de Fornalutx, se ha llegado a un acuerdo y los animales que participen deberán someterse a controles veterinarios y no podrán ser sacrificados tras el festejo.

Desde el PSIB, el diputado Damià Borràs ha señalado que así se “respetan las formas tradicionales” y, por otro lado, ha explicado que a partir de ahora no se podrán “crear nuevas fiestas” con animales, aunque las que haya se mantengan. A esto, Capellà ha añadido: “Quien quiera usar un animal en una fiesta, que use un peluche”.

También sobre el ‘correbou’, la diputada de MÉS ha señalado que “es evidente que no hay acuerdo sobre este tema”. “Seguimos considerando que el ‘correbou’ es maltrato animal pero también consideramos que esta ley es un avance que permite llegar a un punto de consenso entre los cuatro partidos y servirá para llegar a la evolución de esta fiesta”, ha dicho.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.