Imagen de archivo

La Policía Nacional detiene en Mallorca a un empresario de hostelería que operaba  en la zona de Cala Pi,  por los delitos de Trata de Seres Humanos con fines de explotación laboral, falsedad documental, delito contra los derechos de los trabajadores y contra la Seguridad Social. El principal encartado junto con otras cuatro personas que figuraban como testaferros de nueve empresas  defraudaron a la Seguridad Social más de 286.400 euros.

[adrotate banner=”125″]

El principal encartado, que había trabajado como director de un establecimiento de hostelería, creó un entramado de nueve empresas poniendo a cuatro de sus trabajadores como testaferros de las mismas. Dichas empresas ofrecían diferentes servicios de hostelería a un hotel de Cala Pi, empleando numerosos trabajadores, algunos de ellos contratados en el extranjero con ofertas de trabajo fraudulentas. Se les exigía a los trabajadores largas jornadas laborales, desde las 06:30 horas hasta las 21:00h de lunes a domingo por sueldos de entre 750 euros a 900 euros y sin darles de alta en la Seguridad Social.

La investigación ha sido  realizada por el Grupo 1º de la UCRIF de la Jefatura Superior en Baleares. Han detenido al empresario y a los cuatro testaferros implicados en la trama.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.