Imagen de archivo

La Guardia Civil de Sant Antoni de Portmany (Ibiza) detuvo la pasada semana a una mujer de 46 años de nacionalidad Argentina, como presunta autora de un delito de Coacciones, Estafa y Falsedad documental.

[adrotate banner=”125″]

Los hechos sucedieron  en una vivienda propiedad de la detenida, situada en el núcleo urbano de Sant Antoni, cuando esta requirió la presencia policial tras  una discusión con los inquilinos. La propietaria exigía a los inquilinos que abandonaran la vivienda tras haber pagado la cantidad de 3.400 €, en concepto de  alquiler del mes en curso, fianza y gestión inmobiliaria. Al no haber accedido a dejar la casa la detenida les cortó el suministro de agua a los moradores.

Una vez en el lugar se comprobó que además de las coacciones, la detenida pudiera haber cometido un delito de estafa y falsedad documental, ya que en el contrato figuraba el cobro de una cantidad de dinero, 1100 euros, en concepto de gastos de gestión inmobiliaria de una empresa, al parecer ficticia, por lo que se hubiera beneficiado de esa cantidad la propia detenida, que la justificaba con un recibo que carecía de los elementos mínimos de veracidad: ausencia de NIF de la inmobiliaria, nombre de la empresa, logos sellos, etc.

 

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.