Una docena de personas han resultado heridas tras la repentina caída de un cristal de grandes dimensiones sobre la marcha “Maria per la dona”, que se celebraba esta tarde en el municipio de Inca. El suceso ha tenido lugar sobre las 18:00 horas, cuando la marcha pasaba por la calle Miguel Durán, del municipio.

[adrotate banner=”125″]

Desde la conocida Torre de Inca, el edificio más alto de la zona con diecisiete plantas, se ha desprendido un cristal de grandes dimensiones desde el piso doce. Según las primeras investigaciones, un hombre se encontraba manipulando una de las ventanas para abrirla y el resorte ha fallado, por lo que el cristal se ha desprendido contra la barandilla y ha caído hacia abajo. Afortunadamente, no ha caído directamente sobre el grupo de personas que participaban en la marcha, ya que si no podría haber causado heridos de gravedad. El cristal ha caído de lleno contra el suelo y se ha roto en mil pedazos que se han esparcido entre la gente.

Una docena de personas han resultado heridas por los cristales, que se han clavado en diversas partes del cuerpo. Un niño entre 9 y 10 años ha sido el peor parado tras recibir el impacto de un cristal bajo el ojo; otras tres personas han necesitado también puntos de sutura. Una ambulancia que se encontraba supervisando el evento ha sido la primera en atender a los accidentados, poco después, se han desplazado al lugar más unidades. La Policía Local de Inca ha acordonado la zona para evitar peligros mayores. Los agentes investigan desde donde ha caído exactamente el cristal.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.