Uno de los padres implicados en la pelea de Alaró del pasado domingo mientras se disputada un partido de la categoría infantil ha asegurado que el fútbol “nunca tendría que se algo que cause un trauma a los niños”.

[adrotate banner=”125″]

En declaraciones a la Cadena SER recogidas por Europa Press, el padre de un niño que jugaba en el Collerense ha definido ese día como “el más duro” de su vida. “No queremos que esto vuelva a ocurrir en un campo de fútbol”.

“Al campo hay que ir a disfrutar de los hijos. No merece la pena pasar por una situación como esta ni se lo deseo a nadie. No hay que buscar quien tuvo la culpa o quien tuvo la razón”, ha declarado.

El progenitor, que quiso preservar su identidad durante la entrevista, calificó de “vergonzoso, penoso y doloroso” lo ocurrido en el campo de fútbol del Alaró.

Previamente el entrenador del Collerense dijo en la misma emisora que el día de la pelea fue “el peor día” de su vida por todo lo acontecido y que le “avergüenza y entristece”.

Por su parte el presidente del Alaró, Llorenç Guardiola, expresó también la “impotencia” por lo sucedido y explicó que le avergüenza que salga el nombre del club “por unos padres que actúan muy mal”.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.