Bartolomé Cursach

El juez envía a prisión provisional y sin fianza a Bartolomé Cursach y para Bartolomé Sbert; el otro detenido queda en libertad con cargos. Se les imputan presuntamente los siguientes delitos: cohecho, extorsión, amenazas, coacciones, uso de información privilegiada, pertenecer a organización criminal, delito contra la hacienda pública, blanqueo de capitales, tráfico de influencias, homicidio, corrupción de menores, contra el derecho de los trabajadores, falsedad documental, estafa procesal, aportación de documentos falsos en juicio, tenencia ilícita de armas, entre otros.

[adrotate banner=”125″]

El magnate de la noche se ha acogido a su derecho a no declarar ante el juez Manuel Penalva. Lo mismo ha ocurrido con dos de sus lugartenientes, Bartomeu Sbert y Antoni Bergas, también detenidos el pasado martes.

El juez que instruye el caso de la trama corrupta de la Policía Local de Palma, Manuel Penalva, ha tomado la decisión de enviar a prisión preventiva a Tolo Cursach como media cautelar.

Tolo Cursach fue detenido el martes en relación a la trama corrupta de la Policía Local en Palma y Calvià. Se le imputan quince delitos, entre los que destacan el de corrupción de menores y tráfico de drogas. El magnate de la noche, dueño de la discoteca BCM, ha pasado 72 horas en dependencias policiales, el tiempo máximo permitido antes de pasar a disposición judicial.