La Agrupación Empresarial de Autotaxis de Baleares ha cuantificado en más de 10 millones de euros las pérdidas para el sector del taxi, durante un año, por la puesta en marcha por parte del Govern de las líneas regulares de autobuses entre el Ayuntamiento y municipios turísticos.

[adrotate banner=”125″]

Así lo ha expuesto el presidente de la agrupación, Toni Bauzá, durante la asamblea celebrada este mediodía en Binicomprat (Algaida).

Cabe recordar que la agrupación que lidera Bauzá fue la única que no firmó el acuerdo con la Conselleria de Territorio, Energía y Movilidad el pasado 16 de marzo, como sí hicieron otras cuatro asociaciones de taxistas convocadas (la Asociación Sindical de Autónomos del Taxi de Mallorca; la Asociación de Taxis de Baleares (ATIB); la Agrupación de Trabajo de Titulares de Taxi de Palma (ATP); y la Asociación Mallorquina de Trabajadores Autónomos del Taxi Federada en Pimem).

Según ha explicado la Agrupación de Autotaxis en un comunicado, los taxistas asistentes a la asamblea de este miércoles han mostrado su “indignación” y su “apoyo” a Toni Bauzá por negarse a firmar el acuerdo.

El estudio presentado por la agrupación calcula las pérdidas “considerando que el sector del taxi asumía un 35 por ciento de los desplazamientos de viajeros en Son Sant Joan” y “suponiendo, a la baja, que los autobuses de estas próximas líneas regulares tendrán una ocupación cercana al 80 por ciento”.

Según las conclusiones de la agrupación, las ayudas que puso sobre la mesa la Conselleria “compensan en tan sólo 100.000 euros al sector del taxi”.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.