Así definía el herido lo que le había ocurrido poco antes de que llegara la Policía. El hombre se encontraba malherido y tendido en el suelo hasta que una patrulla de la Policía Local le ha encontrado en la calle.

[adrotate banner=”125″]

Los hechos han tenido lugar sobre las 17:30 horas; cuando los agentes han advertido al herido. Éste les ha contado que había recibido una brutal paliza de mano de dos individuos a los que conocía y que habían perpetrado un robo con violencia. Además de los golpes, el hombre presentaba un corte en la mejilla; alegando que se lo habían hecho con un arma blanca.

La patrulla de la Policía Local ha dado parte a la central y se ha informado sobre el presunto robo con violencia, del que además, el agredido indicaba incluso quienes eran sus agresores y algunos datos sobre ellos. Varias patrullas se han desplazado al lugar y se ha activado inmediatamente al servicio de ambulancias, que ha atendido al herido y le ha trasladado al Hospital de Son Espases.

Se han realizado varias batidas por la zona hasta que, cerca de Indalecio Prieto, una de las patrullas se ha topado con un hombre que también requería sus servicios. Él hombre requería a la policía porque le habían amenazado de muerte y había sufrido un intento de agresión. Lo curioso es que el presunto agresor de este hombre, era el mismo hombre que los agentes se habían encontrado herido en el suelo.

Las fuerzas de seguridad tratan de descubrir ahora qué ha ocurrido en realidad; si se ha producido un robo con violencia, un intento de agresión, amenazas o todo a la vez. Por el momento, no hay detenidos. La víctima de la paliza asegura que ha sido un robo con violencia y que “me han intentado apuñalar doce veces pero las he conseguido esquivar todas; menos una, que me ha rozado en la mejilla”. Se trata de un un joven de 30 años de nacionalidad colombiana.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.