Agricultores griegos se han enfrentado este miércoles con la Policía en el centro de Atenas durante una protesta contra la reforma fiscal y de las pensiones impuesta a a Grecia en el marco del rescate financiero.

Unos 1.300 agricultores que habían llegado a Atenas desde la isla de Creta durante la noche se han dirigido al Ministerio de Agricultura, que estaba rodeado de autobuses policiales.

[adrotate banner=”125″]

La tensión ha aumentado tras circular informaciones entre los congregados de que las autoridades se habían negado a reunirse con una delegación de los agricultores, según testigos.

Un grupo de agricultores, algunos con bastones de pastor, han cargado contra el edificio y han roto los cristales de dos autobuses de la Policía aparcados, lo que ha provocado la respuesta de los agentes, que han empleado gases lacrimógenos para dispersar a los manifestantes hacia las calles cercanas.

Los agentes antidisturbios se han quedado en la zona y algunos manifestantes les han lanzado piedras. Las tiendas de la zona, un distrito comercial en el centro de la capital, estaban cerradas.

Los agricultores mantienen una larga disputa con las autoridades griegas por las leyes de seguridad social introducidas a mediados de 2016 que les obligan a pagar por adelantado ganancias imputadas y a una mayor contribución a las pensiones.

El Gobierno griego está en discusiones actualmente con sus acreedores sobre reformas económicas adicionales necesarias para cumplir con las obligaciones del rescate por valor de 86.000 millones de euros acordado a mediados de 2015.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.