Foto: Reuters

El régimen de Corea del Norte no tiene “miedo” a las sanciones que pueda promover Estados Unidos como castigo por los últimos lanzamientos de misiles y busca una nueva “aceleración” de sus programas nuclear y armamentístico, según un representante norcoreano en la sede de la ONU en Ginebra.

[adrotate banner=”125″]

El vicembajador de Corea del Norte en este organismo, Choe Myong Nam, ha restado importancia a las últimas amenazas lanzadas por el Gobierno de Donald Trump. “Por supuesto que no tenemos miedo”, ha dicho Choe, que ha enmarcado las advertencias en la gira que el secretario de Estado de Estados Unidos, Rex Tillerson, ha realizado por Japón, Corea del Sur y China.

El diplomático ha considerado “atroces” e “inhumanos” los castigos adoptados por la comunidad internacional sobre Corea del Norte por sus constantes desafíos, pero al mismo tiempo ha restado importancia a medidas que estarían sobre la mesa como el cierre definitivo de los accesos al sistema financiero internacional.

“Incluso la prohibición del sistema internacional de transacciones, del sistema financiero global, forma parte de su sistema y ni nos asustará ni provocará diferencias”, ha advertido Choe en declaraciones a la agencia de noticias Reuters. En este sentido, ha recordado que Corea del Norte lleva “medio siglo” bajo todo tipo de sanciones, un tiempo en el que ha sido capaz de sobrevivir con “autosuficiencia”.

“NO QUEDA OTRA OPCIÓN”

Pyongyang plantea la “aceleración” de algunos de sus programas más controvertidos, lo que pasaría por mejorar su capacidad de lanzar ataques “preventivos” o el desarrollo de un sistema de misiles balísticos intercontinentales.

Choe ha argumentado que el régimen de Kim Jong Un “no tiene otra opción” en vista de la colaboración militar entre Corea del Sur y Estados Unidos y, especialmente, de las “enormes fuerzas militares” que movilizan para organizar unas maniobras. El representante norcoreano ha puesto en duda que el cometido de estos ejercicios conjuntos sea sólo “defensivo”.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.