La Conselleria de Servicios Sociales y Cooperación y el Consorcio Velódromo Palma Arena han firmado un convenio por el cual el pabellón multideportivo acogerá a jóvenes que deben cumplir medidas judiciales en forma de prestaciones en beneficio de la comunidad.

[adrotate banner=”125″]

Los jóvenes que cumplan su condena en el velódromo, llevarán a cabo tareas relacionadas con el mantenimiento y limpieza de las instalaciones y jardines, según ha indicado este domingo la Conselleria en una nota informativa.

Se trata de actividades no retribuidas y de interés social , puesto que las medidas judiciales de prestación en beneficio de la comunidad son medidas de carácter educativo y sancionador, que buscan que el joven se responsabilice de sus acciones y, a la vez, haga una acción a favor de la comunidad.

Los menores tendrán asignado un profesional de referencia y se les facilitará el material necesario para realizar las tareas asignadas.

Por su parte, la Conselleria asumirá la gestión, la coordinación y el seguimiento de la medida judicial a través de los educadores de medio abierto de la Dirección General de Menores y Familias.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.