Foto: Reuters

Las autoridades de Kirguistán han elevado a 32 los muertos por el siniestro de un avión de carga turco en el Aeropuerto Internacional de Manas, ubicado al norte de la capital del país, Bishkek.

El ministro de Sanidad, Talantbek Batyraliev, ha indicado que entre los muertos figuran cuatro tripulantes del avión, según ha informado el portal local de noticias 24.kg.

[adrotate banner=”125″]

Además, otras cinco personas habrían resultado heridas, entre ellas tres menores de edad. Todos ellos han sido hospitalizados, si bien no ha trascendido la gravedad de sus heridas.

El avión, un Boeing 747, ha caído en una zona residencial, destruyendo al menos 15 viviendas, tal y como ha indicado el Ministerio de Emergencias.

Así, el resto de las víctimas mortales serían residentes en la zona en la que se ha estrellado el avión, que no ha llegado a tocar la pista de aterrizaje y que se ha incendiado tras el impacto.

El avión siniestrado, propiedad de la aerolínea Turkish Airlines, iba a aterrizar en Manas en su ruta entre Hong Kong y Estambul. Por el momento se desconocen las causas del suceso.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.