La Policial Nacional ha detenido, en la mañana de hoy, a dos trabajadores de un hotel de Palma por alertar falsamente de la colocación de una bomba en el establecimiento hotelero.

Aproximadamente sobre las 11:30h de esta mañana, la recepcionista de un hotel del centro de Ciutat, recibía una llamada que alertaba de la existencia de una bomba en el interior del establecimiento, por lo que inmediatamente ha dado aviso a la Sala del 091. Emergencias ha convocado a las fuerzas de seguridad y varias patrullas policiales han acudido al hotel para hacer las oportunas comprobaciones y garantizar la seguridad en el perímetro.

[adrotate banner=”125″]

Una vez los agentes han llegado al lugar, dos trabajadores del hotel han admitido que todo había sido una broma, por lo que han sido detenidos por un delito de desorden público. Al parecer, se trata de dos hombres de 32 años de edad, uno de nacionalidad portuguesa y el otro, española. Según fuentes cercanas a lo ocurrido, pretendían bromear con la recepcionista.

Hasta un año de cárcel

De hecho, información muy importante en un día como el de hoy, 28 de diciembre; comunicar una falsa alarma de bomba puede acarrear hasta un año de cárcel según el artículo 561 del Código Penal:

Artículo 561.

El que, con ánimo de atentar contra la paz pública, afirme falsamente la existencia de aparatos explosivos u otros que puedan causar el mismo efecto, será castigado con la pena de prisión de seis meses a un año o multa de seis a dieciocho meses, atendida la alarma o alteración del orden efectivamente producida.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.