Un hombre de unos 45 años de edad ha sido detenido tras quintuplicar la prueba de alcoholemia, hoy de madrugada, después de sufrir un aparatoso accidente en la rotonda flotante de Son Rapinya, la que se sitúa sobre la Vía de Cintura.

[adrotate banner=”125″]

Los hechos ocurrieron sobre las 04:30am cuando un vehículo Peugeot circulaba en sentido Andratx y entró sin ceder el paso, y a toda velocidad, en dicha rotonda. Dentro de la glorieta, circulaba otro coche contra el que impactó el detenido en el lateral derecho.

Afortunadamente, el hombre que viajaba dentro del vehículo embestido, de unos 50 años de edad, salió ileso. El culpable del accidente viajaba junto a una mujer, que al parecer, se dio a la fuga y desapareció del lugar del accidente.

Se desplazaron varias dotaciones de la Policía Local y se procedió a practicarle al conductor la prueba de alcoholemia. El detenido quintuplicó la tasa permitida. Además, los agentes comprobaron que tampoco tenía carnet de conducir.

Según fuentes cercanas a lo ocurrido; el coche del detenido podría haber estado, poco antes del accidente, bajo la rotonda de Camí de Jesús; desde donde se alertó que un vehículo estaba cruzado en medio y con su conductor dormido.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.