José Ramón Bauzá regresa a la política balear para sorpresa y pasmo de los suyos. Ha sido el primero en anunciar que será candidato a la presidencia del PP en el próximo congreso, todavía sin fecha. Su repentina vuelta condiciona los tiempos de los que aspiran, o aspiraban, a ser cabeza de cartel. El senador afirma haber aprendido mucho desde que se fue a Madrid. Y se le nota. Porque se escurre como una anguila en casi todas las respuestas. Más que antes. 

[adrotate banner=”125″]
¿Por qué vuelve?
Porque quiero liderar el PP para recuperar el gobierno balear en el año 2019. Conozco el partido desde hace muchos años, sé cómo funciona y debemos tener claro que, en definitiva, nos debemos a los afiliados. Son ellos los que de forma discreta y a veces nada reconocida están ensobrando, haciendo llamadas y pegando carteles en el período electoral. Día a día defendiendo las ideas, los principios y los compromisos de nuestra formación. Somos lo que somos gracias a nuestro partido.

Cuando dice que “están ensobrando” puede dar lugar a otras interpretaciones
No, es la interpretación sencilla de quien forma parte del partido desde hace muchísimos años. Y lo conozco bastante bien porque si la gente puede tener en su buzón un sobre con una papeleta es porque hay muchos afiliados, la formación política más grande de España, con una gente que es muy grande en espíritu y en convicción.

Tiene cara de cansado
Si tú lo dices será por algo, pero soy una persona muy activa. Es cierto que últimamente estoy atendiendo a muchos medios, que es lo que no había hecho voluntariamente este último año.

Dejó un mal sabor de boca en su partido, ¿cómo lo lee usted?
Posiblemente, si no hubiera cumplido con algunos de mis compromisos, hubiera sacado otro resultado pero hubiera traicionado la confianza de mis electores y previamente de mis afiliados. Yo venía con el compromiso de sacar a Baleares de una situación terrible. No teníamos acceso a los créditos. Ni tan buenos éramos en el 2011 ni tan malos fuimos en el 2015.

¿Considera correcta la manera en la que aplicó el trilingüismo? 
Todo es mejorable en la vida. Lo más fácil hubiera sido no hacerlo, pero era un compromiso. Estoy convencido de que si hoy lo lleváramos a término seguramente lo haríamos de otra forma. Es lo que estamos estudiando. Coger distancia te permite salir del foco y ver cosas que de otra forma no verías. Hemos hecho un análisis con profesionales del sector de cómo sería una nueva aplicación del trilingüismo. Baleares es una comunidad internacional y cosmopolita, donde el inglés debería saberse igual que el castellano o que nuestro mallorquín.

¿Por qué empezó a distanciarse de sus consellers?
Yo confío en las personas de mi equipo. Una persona que está en la toma máxima de decisiones tiene que saber delegar. A partir de ahí yo no puedo responder por las actuaciones individuales.

En su partido y en su gobierno decían, en privado, que usted era una persona celosa a la que no le gustaba que el resto destacase más que usted, ¿es así?
Quien haya dicho eso no me conoce o miente, así de sencillo. Si hay alguien que trabaja en equipo soy yo. No hay nada que me guste más que la gente que trabaje conmigo lidere proyectos y lo haga con independencia y con toda la libertad del mundo, siempre y cuando cumpla los criterios ideológicos de nuestra formación política. El que está siempre más orgulloso de que a mi equipo le vaya bien soy yo.

Volviendo a la pregunta, ¿es un hombre celoso?
Celoso de mi poca vida personal. Del resto ni lo más mínimo. Siempre he intentado buscar a personas mejores que yo en las materias en las que no soy un profesional.

¿Qué pasó con Biel Company para que se rompiera, por las dos partes, la confianza?
Por mi parte jamás.

¿Hasta cuándo?
Hasta hoy.

¿Y por qué no se hablan?
No, no, digo que hasta hoy porque yo mantengo el mismo criterio de responsabilidad con todas las personas que han formado parte de mi gobierno. No seré hoy el que haya exhibido ningún tipo de desconfianza hacia nadie. Todo son etapas en la vida y cada uno decide dónde quiere direccionar. Fue mi conseller, a quien yo afilié y a quien traje al partido como independiente.

¿Obligó a Company a afiliarse al PP?
No, nunca he obligado a nadie a nada. El que ha venido ha sido voluntariamente. Con algunos he tenido que insistir más, porque no era fácil formar parte de un proyecto, en la oposición, en la mayor crisis de las últimas décadas y que venía a solventar problemas. Siempre estaré agradecido a las personas que me ayudaron en la gestión del gobierno.

¿Por qué nadie en el PP sabía que usted se iba a presentar como candidato para presidir el partido?
Lo sabía mucha gente. No voy a decir nombres pero cuando yo tomo esa decisión lo hago porque creo que tengo los apoyos necesarios.

¿Va de farol?
Respeto la opinión de quien piense así.

¿Cómo vivió desde lo personal, siendo president, tener todo y a todos en contra?
Yo tenía la responsabilidad de presidente. Y el presidente cuando asume eso lo hace sabiendo a lo que se expone. Yo no vine a quedar bien con nadie.

¿Qué vida llevaba entonces?
Llegaba muy tarde a casa, me duchaba y descansaba. Dormía cuatro o cinco horas. Y a las siete de la mañana en marcha otra vez.

¿Tuvo momentos de debilidad?
Jamás, ni un solo segundo. Soy una persona de firmes convicciones a la que le gusta afrontar los retos. Y cuanto más difícil más pasión y más involucración. No tuve fácil llegar a la presidencia del gobierno. Y tampoco tuve fácil llegar a ser alcalde de Marratxí.

Nadie sabía nada de su vida personal y se decía que su matrimonio no era real. ¿Está al tanto de esos rumores?
Sí. Y también me han hecho homosexual y me han relacionado con bomberos y con muchísimas cosas. Pero mire, una de las cosas que más aprecio en la vida es la discreción y su poco espacio de intimidad que me queda. Y dicho eso, me importa muy poco cualquier tipo de habladurías.

Decían que había unas fotos suyas en un aparcamiento con un bombero en una situación comprometida, ¿le hicieron chantaje con eso?
La primera noticia que tengo. Jamás he recibido chantaje de nada en mi vida. Quien me conoce sabe que no solo no lo toleraría sino que inmediatamente lo denunciaría.

¿No sufrió nada por todo lo que se ha dicho?
Lo único que me ha entristecido han sido las decepciones personales. Es cierto que no te hubieras imaginado determinados comportamientos de personas muy próximas a ti y que aparentaban todo lo contrario. Pero eso pasa en todos los ámbitos.

¿A quién se refiere?
A nadie en concreto. No me gusta soltar nombres de personas públicamente. Yo sé a quién me refiero y es a mí a quien le afecta.

El día de la toma de posesión de María Salom como delegada del Gobierno se le vio muy solo
Estuve con compañeros, saludé a un montón de gente, me sentí estupendamente. Es cuestión de percepciones.

¿Cómo es el cambio personal y social cuando uno deja de ser president?

No es inconveniente para los que tenemos una vida profesional, económica y laboral al margen de la política. Sabes en todo momento dónde estás.

¿Tiene amigos?
Por supuesto, sí, los de toda la vida.

¿Es creyente?, ¿practicante?

Sí, creo en Dios. Y practico cuando puedo.

Tanto usted como la presidenta Armengol son farmacéuticos. ¿Qué relación hay entre los medicamentos y la política, es una cuestión de estrategia?
Es una simple casualidad. Lo de la cuestión estratégica no nos lo enseñan. En la carrera lo que aprendemos son las buenas prácticas farmacéuticas para, con determinados principios activos, generar remedios que curen problemas que tiene la gente.

Eso le ha quedado muy bien
Es que eso es vocación.

¿Cómo vivió la muerte de Rita Barberá?
Yo estaba en Madrid, salía del hotel para ir al Senado y me enteré entonces. Fue una situación trágica y muy tremenda. Tenía una muy buena relación personal con Rita, éramos muy amigos. Esa mañana perdí una amiga.

El cuñado de Rita Barberá dijo que el principal motivo de sufrimiento de la senadora era que los suyos le habían dejado sola. ¿Fue así?
Yo no puedo hablar en estos momentos de Rita de nada que no sea hablar en positivo y no cuestionar nada que no sea su figura. Me veo incapaz, de verdad.

¿Cómo se defiende que el partido que gobierna y al que usted pertenece esté imputado en Valencia y en Madrid como una organización criminal?
Respeto todas las decisiones judiciales.

Eso es una frase hecha
No, para mí es una convicción.

¿Le ha dado las gracias Francina Armengol por haber derivado el foco informativo?
Creo que la señora Armengol tiene tantos problemas cada día con sus socios, entre ellos mismos, que no hay nada que lo tape.

¿Cuándo fue la última vez que habló con Armengol?
Nos vimos hace unos días. La última vez que le llamé fue para decirle que no pactara con los extremistas, que gobernara ella sola con el apoyo del Partido Popular desde la oposición pactando unos puntos de interés general.

¿Cuando dice extremistas se refiere a MÉS, a Podemos?
Digo extremistas nacionalistas radicales, lo que hay en el parlamento. No todos, pero hay una representación de todos ellos.

Es una representación democrática y el extremismo con la democracia no encaja
Cada uno defiende aquello en lo que cree y los radicalismos extremistas están en el parlamento.

¿Se muerde mucho la lengua?
Nunca me la muerdo.

No le creo
No me crea.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.