2 agosto 2016

El juez rechaza por tercera vez dejar en libertad al líder de Manos Limpias

por
El juez rechaza por tercera vez dejar en libertad al líder de Manos Limpias
Miguel Bernard (FOTO: EUROPA PRESS)

El juez de la Audiencia Nacional Fernando Andreu ha rechazado por tercera vez dejar en libertad al secretario general de Manos Limpias, Miguel Bernard, en prisión desde el 18 de abril, ante el peligro de fuga y de destrucción de pruebas, han informado hoy fuentes jurídicas.

Andreu ha adoptado esta decisión a instancias de la Fiscalía de la Audiencia Nacional y en sustitución de su compañero Santiago Pedraz que se encuentra de vacaciones y que es el instructor de la causa abierta a Bernard y al presidente de Ausbanc, Luis Pineda, por cuatro presuntos chantajes para retirar acusaciones, entre ellas la que Manos Limpias ejerce contra la infanta Cristina en el caso Nóos.

Esta es la tercera vez que Bernad reclama su excarcelación tras su detención en la llamada Operación Nelson. La segunda ocasión que lo pidió propuso quedar en arresto domiciliario alegando los problemas de salud que le han llevado a tener que ser operado de un desprendimiento de retina estando ya en prisión.

Esta tercera vez, el fiscal del caso, Daniel Campos, se volvió a oponer a su puesta en libertad alegando que aún persiste el riesgo de fuga y de destrucción de pruebas, lo que hace desaconsejable por el momento su excarcelación, argumento que ha acogido plenamente Andreu.

A estos riesgos, el fiscal añadía también que los delitos que se le imputan a Bernard, organización criminal y extorsión, “superan ampliamente el mínimo” exigido por el artículo 503 de la Ley de Enjuiciamiento Criminal (Lecrim), que entre los requisitos para mantener la prisión provisional incluye que los hechos supuestamente delictivos estén castigados con una pena “igual o superior a dos años de prisión”.

En sus últimos informes incorporados a la causa en julio, la Unidad de Delincuencia Económica y Fiscal (UDEF) de la Policía muestra nuevas evidencias de las supuestas maniobras de Bernard para retirar la acusación a la infanta a cambio de tres millones de euros, según la investigación.

Entre la documentación que le fue intervenida en la sede del sindicato y en su domicilio, la Policía encontró un esquema con los ocho puntos a tratar en aras a proceder a la retirada de la imputación de la infanta.

Uno de los puntos trata sobre el interlocutor “válido” en la negociación, que no sería en ningún caso el abogado de la infanta, Miquel Roca, sino la Fiscalía o la Abogacía del Estado, además de reflejar otros objetivos como la necesidad de “abordar de cara a la opinión pública y redes sociales” que Manos Limpias no se había “vendido” y “analizar también la imputación de Iñaki Urdangarin”.

En el informe también se analiza el papel de la abogada Virginia López Negrete, que ejerce la acusación contra la infanta en el juicio Nóos, y sobre la que también se han encontrado documentos que vinculan a Manos Limpias con la letrada y “otorgan a ésta un rol activo dentro del sindicato”.

Las sospechas sobre la abogada llevaron al juez Pedraz a rechazar su personación en esta causa como perjudicada, tal y como pidió la letrada en junio, con el argumento de que a la luz de lo investigado podría convertirse en investigada.

También te puede interesar

Envia tu opinión

Tu email no sera publicado.