La Oficina Antidesahucios logra detener el 62 % de los desahucios en un año

La Oficina Antidesahucios de Palma ha logrado paralizar 148 expedientes de desahucios hipotecarios y de alquiler de los 237 que han llegado durante su primer año de funcionamiento, lo que supone el 62,4 % del total.

El alcalde de Palma, José Hila, el regidor de Urbanismo, Vivienda Digna y Modelo de Ciudad, Antoni Noguera, y la jefa da la Oficina Antidesahucios, Margalida Cladera, han hecho hoy en rueda de prensa el balance de este año de funcionamiento, en el que se han tramitado 774 expedientes, con una media de 60 al mes.

De los casos de desahucios que han llegado a la Oficina, no se han podido evitar cuatro desahucios hipotecarios porque no se ha podido contactar con la entidad bancaria, 61 de alquiler, y diez de ocupación ilegal.

Al resto de casos se les ha tramitado una solución, entre otras, con la aplicación del Código de Buenas Prácticas que la Oficina Antidesahucios ha tenido que recordar a los bancos, la mediación con éstos, y también con los propietarios de las viviendas, así como ayudas económicas y el realojamiento en alquileres sociales.

El 71 % de los casos que han llegado a la oficina entre 2015 y 2016 con fecha de desahucio han sido por alquiler, mientras los hipotecarios han supuesto un 20 %, por lo que el equipo de gobierno de Cort considera que la solución pasar por incentivar el arrendamiento social y solucionar la problemática de las viviendas vacías en Palma.

No obstante, de los 774 expedientes tramitados, 363 corresponden a expedientes hipotecarios, 350 a alquiler y 61 a ocupación ilegal, por lo que se ha atendido a un 4 % más de familias por problemas con el banco que por arrendamiento.

Tanto el alcalde como el regidor han enfatizado en la labor de prevención que ha cumplido la Oficina en su primer año de vida, con cifras de atención que demuestran su necesidad y eficacia, y que “la crisis continúa con mucha dureza para las familias más vulnerables”, según Hila.

En este sentido, el primer edil ha calificado de “drama que una familia con hijos”, el 50 % de los casos, tenga que acudir a la Oficina para evitar la pérdida de su vivienda.

El alcalde ha destacado que solo en el 12,6 % de los expedientes por ejecución hipotecaria se ha podido tramitar la dación en pago, cuando esta debería ser la solución más habitual, frente a un 86,4 % en el que se negocia con el banco una reestructuración de la deuda.

El 87 % de familias que han acudido a la Oficina ha pedido, entre otras actuaciones, revisión de las escrituras e información sobre cláusulas suelo, mientras en un 48 % de los casos se ha logrado una mediación con el banco.

De los expedientes de alquiler, además de los desahucios aplazados, a 30 se les ha facilitado una vivienda alternativa, 14 han conseguido un alquiler social con el Patronato de la Vivienda, en 19 casos se ha mediado con el propietario, a 34 se le ha dado una ayuda económica por deuda (18) y para entrar en el piso (16), ha apuntado Noguera.

El regidor ha calificado la labor de la Oficina de “ambiciosa y valiente” ya que cumple con el fin del consistorio de estar “al lado” de la ciudadanía.

El objetivo es que cada vez menos familias acudan en busca de ayuda y para avanzar en ello el ayuntamiento prevé varias acciones como la reforma de viviendas de su propiedad en Camp Redó, ha detallado Noguera.

La puesta en marcha del programa Palma Habitada, que pretende dar “más garantías” tanto a arrendatarios como a propietarios, completará la acción de Cort en materia de vivienda, ha resaltado el concejal.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here