5 Mayo 2016

Preocupación ante la carencia de efectivos de los Cuerpos de Seguridad durante la temporada alta turística

Preocupación ante la carencia de efectivos de los Cuerpos de Seguridad durante la temporada alta turística

Los tres municipios de la Bahía de Palma han manifestado a los responsables de interior del Govern su preocupación por la seguridad en los términos municipales respectivos. El primer edil de Palma, José Hila, el de Llucmajor, Jaume Tomàs, y el teniente de alcalde de seguridad ciudadana de Calvià, Andreu Serra, han coincidido al pedir que se pueda aumentar la dotación de Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado a las zonas turísticas de los respectivos términos municipales, y que también se pueda optimizar la prestación de un servicio de garantías, a través de una mayor coordinación con los cuerpos respectivos de las policías locales de cada una de las poblaciones.

“Los tres ayuntamientos han detectado carencias de efectivos desde ya hace años y quieren que la Delegación del Gobierno y el Ministerio del Interior las puedan paliar” ha dicho la consejera de Hacienda y Administraciones Públicas del Govern, Catalina Cladera. Los responsables de los tres municipios de la Bahía de Palma quieren evitar que se produzcan episodios como los grabados durante el verano del año pasado, en que la insuficiente presencia de Guardia Civil en Calvià y Llucmajor, y de Policía Nacional en Palma, causó algunos problemas y disfunciones “que tendríamos que corregir por este año”.

El Govern apoya a las peticiones de los tres ayuntamientos, y ha pedido por carta la intercesión de la Delegación del Gobierno, para conseguir un aumento de la dotación de Guardia Civil y Policía Nacional, al menos en el punto álgido de la temporada alta turística. “Los municipios hacen un gran esfuerzo por su parte, aumentado efectivos de sus policías locales durante el verano, y ahora desde la Delegación del Gobierno nos tendrían que facilitar que los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad de la Sido hicieran el mismo”.

“La prestación del servicio de seguridad ciudadana es una responsabilidad compartida entre todas las administraciones”, ha dicho Cladera, para quién “es imprescindible que se pueda garantizar a la población residente y flotante un nivel óptimo que garantice la convivencia pacífica en las calles de Palma, Calvià y Llucmajor.

Una demanda de mayor dotación de Guardia Civil y Policía Nacional, y no simplemente de reposición de los agentes que disfrutan de vacaciones, que se repite en muchos otros municipios turísticos de Baleares, en el punto de inicio de una temporada alta turística llamada a romper todos los registros máximos de afluencia de visitantes.

Cladera ha pedido a la Delegada del Gobierno, Teresa Palmer, la convocatoria urgente de una reunión con el Gobierno autonómico y los ayuntamientos afectados para que pueda escuchar de primera las demandas de las primeras varas municipales. “Queremos hacer de mediadores en esta cuestión, que preocupa mucho a los ayuntamientos” ha dicho la consejera de Hacienda y Administraciones Públicas quienes también ha apuntado que el Gobierno formulará petición para entrevistar se con el ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz. Cladera ha pedido una mayor implicación de Delegación del Gobierno para conseguir resolver esta situación que preocupa a los municipios.

También te puede interesar

Envia tu opinión

Tu email no sera publicado.