Imagen de archivo

El Área de Movilidad ha autorizado a los agentes de la ORA para que vigilen el ACIRE de Hostalets con el objetivo de hacer cumplir la normativa.

La medida se ha tomado después de que los vecinos de la zona solicitaran a la concejalía que se controlaran los accesos a la zona de los vehículos no autorizados.

El ACIRE de Hostalets es el único que no tiene Ora. Comprende las calles que hacen frontera con Aragón, son Ventallola, Jacinto Verdaguer y Forteza.

Desde este lunes y durante unos días, los agentes de la ORA dejarán un folleto informativo en los vehículos estacionados en el barrio donde se explica la nueva situación.

Más adelante, comenzarán a sancionar aquellos vehículos aparcados en Hostalets que no exhiban el distintivo ACIRE.

La entrada de los agentes de la ORA en el barrio tiene como objetivo “controlar una zona donde se vulnera la normativa ACIRE, tal y como transmitieron los vecindarios”, en palabras del concejal de Movilidad, Juan Ferrer.

“Vigilar un ACIRE significa hacer cumplir la normativa preestablecida”, ha explicado Ferrer.

El ACIRE de Hostalets se caracteriza por estar formado por calles estrechas con muchos de accesos, un hecho que dificulta la instalación del sistema de control de acceso automático de lectura de matrícula.

“Por eso hemos optado por la medida de autorizar a los agentes de la ORA. Estamos comprometidos con la movilidad sostenible y la protección de un patrimonio singular como es el de la barriada de Hostalets”, ha destacado el concejal.

Un ACIRE es un área de circulación restringida donde sólo pueden circular y estacionar los vehículos autorizados que dispongan de la tarjeta ACIRE.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.