El Grupo Parlamentario Més per Mallorca propone la implantación de un nuevo impuesto que grave las emisiones contaminantes, con el que estima que podrían recaudar entre 2 y 3 millones de euros, que sería reinvertido en el fomento de energías renovables y alternativas.

La formación nacionalista plantea que se estudien impuestos sobre emisiones contaminantes como las emisiones de dióxido de azufre y óxidos de nitrógeno, tal como lo hacen ya en Cataluña, Galicia, Andalucía, Murcia, Comunidad Valenciana y Aragón.

También se quiere grabar las líneas aéreas de transporte y distribución de electricidad como ya ocurre en Aragón, Castilla y León, Canarias y Extremadura.

Así lo ha explicado en rueda de prensa el diputado de la formación, Antoni Reus, que ha comparecido junto al portavoz de Més per Mallorca, Dadid Abril, en rueda de prensa para informas sobre las iniciativas parlamentarias que defenderán en el Pleno del Parlament de este martes.

Según ha indicado Reus, se trata de una enmienda que presentan a la proposición no de ley que se abordará en el Pleno de esta semana, presentada por el Grupo Socialista, para instar al Govern a que estudie la implantación de nuevos tributos ambientales sobre actividades que generen impactos negativos sobre el medio ambiente.

El objetivo es “avanzar hacia una fiscalidad más verde”, que tiene que servir para “cambiar el modelo energético”, ha apuntado.

Este año, se espera que haya récord de visitantes, “lo que significará que también habrá un récord de consumo energético”, por lo que su propuesta podría servir para paliar este tipo de situaciones, ha afirma el diputado nacionalista.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.