Baleares asciende al tercer puesto con mayor inversión hotelera en 2015, con un importe superior a los 445 millones

Baleares ha registrado adquisiciones por importe superior a los 445 millones de euros, lo que supone el 16,8 por ciento de la inversión total en España en el sector hotelero, lo que supone que Baleares haya superado a Barcelona en términos de inversión y se coloque en el tercer puesto en 2015, según el último informe elaborado por JLL Hotels & Hospitality Group.

Por comunidades, la que más inversión ha recibido son las Islas Canarias, con casi un 30% de la inversión de España. La Comunidad de Madrid pasó a ser el segundo mayor mercado por volumen de inversión hotelera, lo que situó a la capital de España en el primer puesto en inversión por ciudades.

En Madrid se han vendido 19 edificios entre hoteles e inmuebles destinados al uso hotelero, por un importe de 623,5 millones de euros, el 24% de la inversión total. Sobresale la venta del Hotel Ritz, en la que la consultora participó como asesor, y del Hotel Sheraton Madrid Mirasierra.

En Barcelona, en cuarta posición, las transacciones hoteleras han llegado a los 340 millones de euros, lo que representa más del 14% de la inversión total, una cifra significativa, según JLL, teniendo en cuenta la actual moratoria establecida por el Ayuntamiento de Barcelona, que restringe los potenciales cambios de uso de edificios a hotel y la situación política de Cataluña.

En un segundo plano, las cifras de inversión registradas en la Costa del Sol continúan siendo elevadas como destino de referencia de ‘sol y playa’.

DATOS NACIONALES

A nivel nacional, los datos indican que la inversión en el sector hotelero en España ha alcanzado los 2.650 millones de euros, lo que supone un incremento del 124% respecto al año 2014, cuando se invirtieron 1.180 millones de euros en activos hoteleros, y un nuevo máximo histórico.

Así esta cifra supera en un 66% el anterior récord de inversión hotelera en España, que se alcanzó en el año 2006, con 1.600 millones de euros invertidos en el sector. De esta forma, España se posiciona como el tercer país europeo con mayor volumen de inversión hotelera tras Reino Unido y Alemania.

“Se espera que durante 2016 se mantengan las tendencias de inversión ya presentes como la venta de carteras o el fundamental papel inversor de las socimis, posiblemente tomando posiciones en el mercado con nuevas socimis de menor tamaño”, ha asegurado el director de JLL Hotels & Hospitality para España y Portugal, Luis Arsuaga. De cumplirse estos pronósticos, en 2016 se podría rondar las cifras alcanzadas durante 2016.

Durante 2015, la inversión se ha inclinado en mayor medida hacia los destinos vacacionales, que han representado el 54% del total, frente al 46% registrado un año antes, seguidos de destinos urbanos (44%) y de tipo rural (2%).

ACTIVOS TROFEO

Entre los atractivos ‘trofeo’, es decir, los inmuebles emblemáticos, destacan además de las dos operaciones mencionadas en Madrid, la venta del Hilton Barcelona, del Eurostars Madrid Tower –dentro de la cartera de Testa– y la del Rey Don Jaime de Valencia.

También fueron reseñables los traspasos de carteras de hoteles: de los 143 hoteles que han sufrido cambio de propietarios, 78 estaban incluidos en las 16 carteras hoteleras que se han vendido. Además de estas adquisiciones de grandes carteras, como la de Testa, Meliá o Barceló, se han registrado a lo largo de 2015 diferentes transacciones de pequeñas carteras hoteleras.

EL 36% DE LA INVERSIÓN DE LAS DOS PRINCIPALES SOCIMIS

El 74% de las inversiones realizadas durante 2015 en el sector hotelero en España correspondieron a residentes, lo que supone un 16% más que el año anterior.

Dentro de los principales inversores residentes, destacan las socimis, teniendo en cuenta que las dos principales (Hispania Activos Inmobiliarios y Merlin Properties) han invertido un total de 964 millones de euros, el 36% del volumen total.

En cuanto a la tipología de los inversores, entre el capital nacional y el extranjero, los fondos de inversión han sido el perfil más activo, representando casi el 54% del total de la inversión en España frente al 30% que representaron en 2014. Por detrás, se sitúan las cadenas hoteleras (24%) y los inversores privados y familia offices (13%).

La inversión del extranjero supuso el 26% del volumen total, con un importante peso durante 2015, especialmente la llevada a cabo por las cadenas extranjeras internacionales, que representaron el 10% del total. Así, destacaron la cadena de hongkonesa Mandarín Oriental y de la familia saudí Olayan, que juntas afrontaron la compra del Hotel Ritz de Madrid por 130 millones de euros.

Entre los ya presentes que ampliaron su cartera en España, destacan el grupo chileno Empresas Phoeniz y el grupo hotelero galo AccorHotels. Por países, Francia ha sido el más activo con un 5% del total de inversión, por delante del alemán (4%) y el hongkonés (3%).

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here