5 noviembre 2015

Una miembro del Consell Consultiu apunta a diversas anomalías durante la tramitación del proceso de Son Espases

Una miembro del Consell Consultiu apunta a diversas anomalías durante la tramitación del proceso de Son Espases

Una integrante del Consell Consultiu de Baleares, Carmen Fernández, quien este jueves ha prestado declaración como testigo en la causa que investiga el proceso de adjudicación del hospital de Son Espases, ha apuntado a las anomalías que vio durante la tramitación del procedimiento, como el hecho de que el entonces presidente del órgano consultivo, Miquel Coll, se arrogara la potestad de valorar y emitir un dictamen sobre el proceso de contratación cuando por turno de reparto esta labor le correspondía a ella.

Algo que, según ha puesto de manifiesto en su comparecencia ante el juez José Castro, era la primera vez que sucedía en trece años. La testigo ha recordado que emitió un voto particular ante la falta de transparencia del proceso, que inicialmente se decantó, presuntamente por presiones del expresidente del Govern Jaume Matas, a favor de la oferta más cara, representada por OHL.

Tal y como ha apuntado, mediante el voto hizo constar que el Consell Consultiu no tenía competencia para emitir el dictamen sobre el proceso de adjudicación puesto que éste aún se encontraba en curso.

De hecho, al salir a la luz que la empresa presidida por el exministro Juan Miguel Villar Mir se postulaba como ganadora del concurso, a pesar de que no había aún resolución alguna, el Govern acudió al órgano de consulta para que se pronunciara sobre la tramitación del proceso, tras lo cual los síndicos instaron a pedir la valoración de varios colegios profesionales. La UTE liderada por Dragados fue finalmente la empresa que se llevó la concesión.

También este jueves ha sido interrogado el exjefe de la asesoría jurídica de Matas, José María Fiol, quien durante su declaración ha recordado que le causó sorpresa el hecho de que la valoración inicial del proceso la llevara a cabo una empresa privada, Global PM, que fue la que puntuó como la mejor oferta la más cara. “Con una diferencia extraordinaria”, había recalcado en la declaración que prestó hace un año ante el fiscal anticorrupción Pedro Horrach.

El testigo ha recordado cómo la publicación en prensa de la ventaja obtenida por OHL provocó la convocatoria al efecto de una reunión de la mesa de contratación de Son Espases, donde su presidente, Juan Sanz -ya fallecido-, leyó un escrito de la entoces consellera de Salud, Aina Castillo, en el que sugería que recabaran la opinión del Consell Consultiu sobre el proceso.

Otro de los declarantes en esta jornada ha sido el exdirector general de Planificación de la Conselleria de Salud y miembro de la mesa de contratación, Josep Corcoll, quien tal y como ya hiciera en una anterior comparecencia ha defendido la legalidad del proceso de adjudicación. Según ha manifestado, no le pareció extraño que se solicitaran nuevos informes para valorar las ofertas tras las informaciones aparecidas en prensa.

El exresponsable de la Abogacía de la Comunidad Autónoma Pedro Aguiló también ha defendido la actuación del Govern y ha apelado a la coherencia que suponía solicitar nuevos informes.

Las comparecencias en torno a la concesión de las obras del hospital proseguirán este viernes con el interrogatorio del actual presidente del Consell Consultiu, Rafael Perera, el catedrático Joan Oliver y el arquitecto Juan Seguí. Perera, exmagistrado del Tribunal Superior de Justicia de Baleares (TSJIB) y de 86 años de edad, ejerció durante varios años la defensa de Matas, a quien renunció a asistir jurídicamente en 2011.

También te puede interesar

Envia tu opinión

Tu email no sera publicado.