Armengol anuncia que el Govern espera recaudar 10 millones de euros más con el plan de lucha contra el fraude fiscal

La presidenta del Govern, Francina Armengol, ha anunciado este martes que el Govern espera recaudar 10 millones de euros más con un “ambicioso” plan de lucha contra el fraude fiscal que se pondrá en marcha el próximo año 2016, con lo que Baleares recaudaría entre 45 y 50 millones de euros anuales.

Así lo ha anunciado la presidenta durante el pleno del Parlament de este martes, donde ha reiterado que su objetivo es “gravar a los que más tienen y perseguir a los defraudadores”. Con estos diez millones más de recaudación se llegarían a los niveles recaudados durante la legislatura de Francesc Antich, de entre 45 y 50 millones.

La presidenta ha explicado que la subida de impuestos afectará “a las clases más altas” por una “cuestión de justicia social”. De esta manera, el Govern contará con más ingresos “para atender a las personas más vulnerables” con la puesta en marcha de la renta social en el próximo año y para garantizar el derecho a una educación pública de calidad, a una sanidad universal y a mejorar el turismo “para que cree más ocupación y sea más estable”.

“Nuestra prioridad son las personas”, ha declarado la presidenta, quien ha destacado que está trabajando para tener el “mejor presupuesto posible” en el 2016 “a pesar de las dificultades” que hay por el Gobierno de Mariano Rajoy, ha dicho.

Así, ha incidido en que la priorización del Govern es “intentar revertir una situación económica que no es buena” después de que el PP hiciera de los recortes y la austeridad “su dogma de fe”.

Por su parte, la portavoz parlamentaria del PP, Margalida Prohens, ha dicho a Armengol que está en su derecho de subir impuestos aunque ha criticado que la socialista lo haga “para gastar más”. “Dice que está ahogada y anuncia la creación de la Facultad de Medicina, es muy coherente”, ha ironizado.

Por otro lado, en respuesta a una pregunta parlamentaria del portavoz del PI, Jaume Font, Armengol se ha referido al “déficit incumplible” del 0,3 por ciento establecido para el próximo año por el Gobierno central y ha defendido la importancia de “conseguir más dinero del Gobierno y de Bruselas”.

Según ha dicho, “el margen de tener más ingresos vía recaudación propia es pequeña” por lo que gravarán “a quien más tiene para redistribuir mejor la riqueza”. Así, se gravarán más los impuestos de patrimonio, sucesiones, transmisiones patrimoniales y el tramo autonómico del IRPF en los tramos de las rentas más altas. Además, se creará el impuesto turístico y se está trabajando en la creación “de otro posible impuesto propio”.

Finalmente, Jaume Font se ha mostrado en contra de subir impuestos y ha querido saber a partir de qué rentas considera el Govern que son clases altas.

1 Comentario

  1. Vaya tela subir el impuesto de sucesiones los ahorros de mi padre se fueron todos con el dicho impuesto, menuda verguenza ahora si suben las herencias por un simple piso de toda la vida señores tendran que pagar una barbaridad si quieren heredarla.
    Este quien esté en el gobierno el ciudadano siempre a pagar y a quedarse sin nada

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here