| Palma | 31/10/2013
Un yate de 26 metros de eslora, que se encontraba en el dique seco en la zona del Moll Vell de Palma, frente a la Catedral, resultó devastado anoche por un incendio.
La embarcación Princess estaba siendo reparada y pintada, fuera del agua, y pasadas las ocho de la tarde quedó envuelta en llamas. Estaba construida en fibra de vidrio y el fuego se extendió por rapidez. El operativo de emergencia que se montó fue enorme y participaron cinco unidades de bomberos de Palma, Policía del Puerto, Guardia Civil, Policía Local y ambulancias. En un primer momento se temió que alguien pudiera haber resultado intoxicado, pero finalmente no fue así.
Las tareas de extinción se prolongaron durante más de una hora y los bomberos consiguieron evitar que el fuego se propagara a otras embarcaciones que también se encontraban en las inmediaciones, en el dique seco.
Tras sofocar el incendio de la cubierta. los bomberos consiguieron acceder al interior del yate. La Guardia Civil confeccionaba anoche un informe sobre las causas del siniestro y se investigaba si los trabajos de reparación tenían relación con el siniestro.
Las llamaradas llegaron a ser de tal intensidad, y tan visibles, que los equipos de emergencia recibieron numerosas llamadas de particulares alarmados.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.