Agentes de la Policía Nacional han procedido a la detención de siete jóvenes de entre 19 y 29 años de edad por infracción a la Ley de Extranjería, así como a la entrega de otros cuatro, todos ellos de 15 años, para su reintegro en un centro de acogida de menores. Seis fueron encontrados en el interior de un camión cisterna, mientras que los otros cinco se ocultaban entre bloques de cartón prensado, apilados en la caja de otro vehículo. Los ocupantes del tanque del primer vehículo estuvieron expuestos a la inhalación de productos tóxicos.

Ocultos dentro de una cisterna cubiertos de cemento en polvo

Durante la mañana del pasado 22 de noviembre los agentes que se encontraban de servicio de vigilancia en el Puerto de Melilla, escucharon mientras revisaban la zona de contenedores de mercancías ruidos que despertaron sus sospechas. Guiados por estos sonidos, se aproximaron a un camión de los utilizados para el transporte de áridos. Una vez al lado de este vehículo, se percataron de que una de las tres bocas de entrada, situadas en la parte superior, se encontraba medio abierta. Inmediatamente llevaron a cabo una revisión visual del interior donde hallaron a seis personas que estaban cubiertas de cemento en polvo. Cuando salieron de la cisterna, los agentes observaron que se trataba de seis jóvenes, dos de ellos menores de edad. Todos ellos presentaban malestar, tos y mareos, por inhalaciones tóxicas en el interior del tanque del camión.

Una vez identificados, se comprobó que a uno de ellos, un joven marroquí de 29 años, le figuraba un orden de detención en vigor por su implicación el pasado mes de septiembre en un robo con fuerza en Melilla.

Hallados dos horas después otros cinco jóvenes entre bloques de cartón prensado

Posteriormente los policías continuaron su labor revisando las bateas de la zona de contenedores del puerto. Dos horas después encontraron a otros cinco inmigrantes, dos de ellos menores, ocultos entre bloques de cartón prensado que se hallaban en el remolque de un camión.

Los siete adultos, de edades entre 19 y 29 años, fueron detenidos por infracción de Ley de Extranjería y el de 29 además por encontrarse reclamado. Los menores fueron entregados a la Policía Local para su custodia y reintegro a un centro de acogida de menores. Ambas actuaciones han sido desarrolladas por agentes de la Brigada de Respuesta a la Inmigración Clandestina (BRIC) de la Comisaría General de Extranjería y Fronteras.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.